Carlinhos

Hoy murió mi amigo Carlos Silva Miranda. Un hombre generoso y bueno. Un intelectual honesto. Hace veinticinco años me recibió en su casa de Río de Janeiro. LLovía a mares. Hasta allí llegué con el poeta Zé Cordeiro. Los tres trabamos una amistad indestructible. Logramos burlar la distancia con amor y solidaridad. Es sabido: lo mejor de la poesía son los amigos. Estoy muy triste. Es posible que algunos otros amigos se enteren de su deceso por esta nota.  Él tambien ejerció el periodismo y tenía un blog de literatura (http://www.versoreverso.com) . Entendería estas líneas en internet. Su mujer Angela y sus hijos: Gabriel e Yuri acompañarán sus restos hacia su lugar final de descanso en Salvador, Bahía, dónde nació. Espero que ellos y el resto de su familia, sepan tolerar este poema que surgió de la pena.  Axé.

Vou-me embora

Los poetas vuelan

por lo menos

algunos poetas vuelan

Carlos Miranda

mi amigo

vuela

Egoísta

pretendo retenerlo

Tomarlo de la mano

Aferrarlo a la tierra

Se burla del intento

De un salto se acerca

a Manuel Bandeira

a Drummond de Andrade

a Vinicius

Los poetas vuelan

por lo menos algunos

Los que tiene de aire la ilusión

Los que saben reir y pensar

Los domadores de anfibios

Carlos Miranda vuela

Se va

Y a mí me duele el corazón

la piel

la dentadura

saber de su destreza

de su apasionada levedad

de su infinita tristeza

Nos faltaban caipirinhas

que beber

Abrazos que cruzar

Sambas por descubrir

Libros que disfrutar

Bahiano de Serrinha

Marxista a lo Garrincha

Como Xango celoso

de justicia y verdad

estaba en guerra

Carlos Miranda vuela

mi amigo vuela

atraviesa el cielo azul

de Río de Janeiro

liviano como el polen

saluda con la mano en alto y dice

“Vou-me embora pra Pasárgada,

Lá sou amigo do Rei

Vou-me embora pra Pasárgada

Aqui eu não sou feliz “”.

” “ya me voy para Pasárgada/ Allá soy amigo del rey/ ya me voy para Pasárgada/ Aquí yo no soy feliz” (Versos de un poema de Manuel Bandeira)

Anuncios
Carlinhos