Maneras de leer la calle

Las dos notas más interesantes de este fin de semana sobre la movilización, con cacerolas incorporadas, del jueves 13 de septiembre contra el gobierno de CFK , llevan las firmas de Mario Wainfeld en Página/12 “La gente en las calles” y Beatriz Sarlo en La Nación “La maldición argentina de ser hoy un representante de la clase media“.

El periodista señala, sin abandonar sus críticas a los manifestantes, “…todo gobierno inteligente y atento a su conservación debe atender a la calle”. La columnista de La Nación, después de defender la movilización de la clase media, apuntó: “Detestar al kirchnerismo no produce política”.

El ninguneo y el desprecio a la movilización del jueves pasado es un error político y un gesto gratuito de soberbia. Los repudiables insultos a la Presidenta y el odio expresado por algunos de los movilizados no deberían impedir el análisis racional del reclamo. En la calle hubo de todo. Sin embargo, en el oficialismo eligieron el camino más torpe.

Así, Abal Medina, Julio De Vido y Jorge Coscia compitieron para ver quién le pegaba más duro a la concentración.

Tomar nota de lo que pasó no implica hacer ninguna concesión. Del otro lado, la variante más tonta, pensar que el cacerolazo implica un fin de época o como dijo un encendido Mauricio Macri: “uno de los días más importantes de la historia argentina”.

Algo recurrente en este sector es confundir el deseo con la realidad. La oposición está lejos de capitalizar ése descontento tan variopinto.  La humildad ayuda a entender. Aunque en Argentina, la humildad es una especie en peligro de extinción.

Anuncios
Maneras de leer la calle

51 comentarios en “Maneras de leer la calle

  1. Esto no es una pelea, no vale ni el hace diez años las cacerolas estaban vacías, ni el reclaman porque no pueden comprar dolares. Estamos tan polarizados por la manipulación mediática que vamos a terminar enfrentandonos entre laburadores y el poder como siempre va a seguir en las mismas manos. Saludos Argentinos, no nos peleemos, busquemos mejoras.

    Me gusta

  2. fabian dijo:

    Cómo no sentirse lejos del entramado de poder kirchnerista y de la apropiación de la renta a manos de unos pocos que ellos ayudan a mantener intacta.
    Pero cómo no sentirse todavía más lejos de estos manifestantes cuya única propuesta en común parece ser oponerse a los primeros y no para discutir la balanza de pagos precisamente.
    El error conceptual más común es creer que el estado es la nada operando sobre la nada, en vez de una institución que responde a intereses puntuales, y que al responder a esos intereses se enfrenta a otros de signo contrario. Lo dice Wainfeld en la nota: Cuando el estado impone sus intereses hay beneficiados, pero también hay damnificados. La fabulosa marcada de cancha de la oligarquía en la guerra gaucha bien puede servir de ejemplo de la ínfima tolerancia de ciertos sectores a que se modifiquen los números de sus rentas. Otro ejemplo bien a mano es la inflación que alcanza a productos manejados por oligopolios, principalmente artículos de la canasta familiar e indumentaria.
    Han tenido ganancias exhorbitantes, muchas veces impensables para esas mismas empresas en otros países: http://www.youtube.com/watch?v=7MbsL1NeIJk
    Estas personas que se movilizaron para protestar fundamentalmente en contra del gobierno, aunque adherían al pedido de mano dura con el tema delito, a la libertad de comprar dólares al precio subvencionado que fija el gobierno en vez de comprarlos al que fija el mercado (curioso desdoblamiento para los que siempre ponderan las leyes de mercado como si fueran los melones que se acomodan al rodar la carreta), lo que manifestaban casi unánimemente era su intención de reclamar que el gobierno cese en su porfiada repartija de migajas de la torta a los sectores más humildes. Si hay algo en lo que todos los participantes coinciden es en que los pobres no deben ser asistidos desde el estado. Utilizan su idea de siempre: A los pobres no hay que preguntarles porque invariablemente terminarán opinando que es mejor no trabajar y beneficiarse de la caridad.
    La última gran coincidencia es la de reclamar por la corrupción, atendiendo al planteo de que el nuestro en un problema moral, “de valores”. Sin la corrupción seríamos la Argentina potencia que siempre debimos ser, ningún gobierno populista tomaría el poder de esta manera y la ética reinaría hasta en los negocios más turbios. Y si, es un reduccionismo que incluye también creer que la corrupción que importa es solo la estatal y que con algo de buena voluntad y puntería al votar la podríamos erradicar. En fin…
    No perseguimos las mismas utopías con estas personas, y hay cosas que no pueden resolverse dialogando, por desgracia. Cuando la realización de mis sueños dependen principalmente de que los tuyos no se concreten estamos ante un conflicto de intereses. Se puede eludir un tiempo el enfrentamiento pero tarde o temprano llegará, y la cuestión deberá ser dirimida en el lenguaje de la confrontación, mal que nos pese.
    Mucha gente murió para que pudiéramos votar, para que tuviéramos una constitución, para que contásemos con leyes de protección a los obreros y para que esta marcha del otro día pudiera hacerse sin miedo a ser perseguido o reprimido. Espero que todos comprendan la importancia que estas luchas tuvieron en estos derechos adquiridos desde posiciones de fuerza, con mucha constancia y con ideas claras de aquello que se perseguía. Muchas de estas personas hablaron ligeramente de dictadura sin que casi nadie las corrigiese y tal vez es el hueco más doloroso que dejó este cacerolazo.
    Celebro que la derecha encuentre su lugar, y ojalá pronto encuentre al político capaz de aglutinar todas estas intenciones, sea Macri, Lilita o quien fuere. La democracia necesita de este acomodamiento de los sectores que al kirchnerismo no le interesan y no tiene intención de sumar a su proyecto.
    Esperemos que puedan ceñirse al sistema republicano de respetar la decisión de la mayoría, algo que por ahora parecen desconocer.

    Me gusta

    1. Fernando dijo:

      Me ha dado gusto leer tu comentario. Aunque no necesariamente comparta tu misma posición considero que tu punto de vista es sólido, honesto y maduro.
      El problema, como yo lo veo (y bien hablás de utopía, aunque nunca, creo, la tuvimos tan posible y

      tan cercana y tan traicionada), es el de considerar que con los medios, decisiones y políticas

      implementadas, los objetivos están planteados en los resultados.
      Algunos de los resultados son:
      -desastre del sector energético.
      -pseudo-democracia intoxicada de clientelismo.
      -estado semifeudal
      -renta nacional en manos de los de siempre más sus asociados políticos
      -sociedad aparentemente ‘bipolarizada’ pero subterráneamente con múltiples facetas de grupos

      radicalizados poseedores de un quantum de violencia semejante a la de los setenta, pero sin el

      escenario de la “Guerra Fría”.
      El abrupto incremento de los bienes transables sólo sirvió para la dilapidación del gasto público

      mal administrado y peor ejecutado, para la compra de voluntades en escala sideral y la aplicación

      de parches y remiendos sociales…
      La obscenidad del robo, la ostentación de la riqueza y la suplantación de valores han alcanzado

      ribetes desconocidos hasta el presente.
      No hacía falta un gran cerebro para conducir al país hacia una situación de desarrollo y bonanza.

      No se lo ha querido hacer, era más simple continuar la historia, nuestra historia, así como venía,

      utilizando y manipulando a la ciudadanía en búsquedas de la satisfacción de vanidades y codicias

      personales…
      Duele y dolerá y no será nada sencillo evitar convulsiones, sobre todo cuando hay pocas personas

      trabajando en ello…
      Habrá algún día que ‘barajar y dar de nuevo’, tendrán que entender los rentistas de la soja que las

      ecuaciones de rentabilidad no se siguen de precios de fantasía de la tierra y que sin Economía

      Política son nadies y que la Nación y el universo de deberes y derechos los excede y que aquí

      dentro todos tenemos que poder vivir dignamente en relación a nuestro esfuerzo y trabajo…
      Tendrán que entender los políticos de morondanga que así como fueron juzgados los militares habrá

      también sitio para ellos en los estrados judiciales si es que tienen suerte de que los dejen

      llegar…
      Tendrá que entenderse además que la industrialización del país requiere inversiones y que no se

      puede andar cambiando las reglas de juego a gusto y piacere del capo del momento… Una cosa son

      los riesgos y otra muy distinta la violación de contratos…
      No hay que ser Einstein para entender que una factura de gas en San Isidro no puede costar igual

      que medio kilo de cuadril…
      No hay que tener un doctorado para tomar noticia de que con un dólar se compraban tres litros de

      leche o tres kilos de azúcar y que los precios relativos están absolutamente distorsionados se mire

      para donde se mire…
      Yo no creo que exista siquiera algo que pueda llamarse con seriedad ideológica, filosófica o

      Política Proyecto del Kirchnerismo… Lo que creo es que dentro de un tiempo nadie los habrá votado

      y los que tengan que dar la cara se pondrán colorados.
      Tampoco creo que exista ‘decisión’ de las mayorías, para ello se suponen entre tantas cosas que la

      gente puede ‘decidir’, porque está educada, porque no está sometida, porque no está engañada,

      porque no la han comprado, porque no la amenazan con ‘desprotejerla’…
      Si la democracia fué una conquista habrá que pensar seriamente en reconquistarla porque para

      cuestiones nominales alcanza y sobra ya con los dichos y actos de colección de tanto estafador del

      pueblo puesto a manejar las riendas de los pobres ciudadanos…
      En los pueblos chicos las cosas saltan a la vista: intendentes y concejales millonarios desde la

      nada, inmersos en su vidas fastuosas. Propietarios de hectáreas devenidos en magnates y convencidos

      de la justicia de poseer, atesorar y malgastar. El ‘efecto derrame’ sobre clases medias y la ‘manteca al techo’.Los grupos vulnerables literalmente comprados sin

      disimulo. Y para todos y todas la fiesta del consumo, del no-ahorro, de ‘vivir el día’, del

      combustible barato, de todo en 24 cuotas…
      … Y rigurosamente año tras año aplaudir la fiesta, llenarse la boca del crecimiento y decretar la

      emergencia económica… No hay que se Einstein para darse cuenta de quién y quiénes se han quedado

      no sólo con los votos de la gente sino con sus futuros.
      Por ahora otra falsa dialéctica y van…

      Me gusta

      1. fabian dijo:

        Fernando, es mejor que no vayamos hacia el voto calificado. Un hombre un voto es también una conquista lograda mediante luchas de la gente común. No hay privilegios de nobleza en nuestra constitución ni tampoco se califican los votos por posesiones ni escolarización. Las personas sí parecen saber lo que les conviene, y tanto lo saben que en elecciones libres es muy difícil que ganen las propuestas antipopulares.
        El kirchnerismo sale airoso de cualquier comparación con gobiernos anteriores, y si bien no están ni cerca de ser perfectos y seguramente ni siquiera son buenos queda demostrado que los negros grasitas saben votar porque las minorías iluminadas colocan en los gobiernos a gente de lo más traidora y cipaya que una y otra vez manda a la república a la ruina.
        Los que somos algo grandes recordamos lo que fue el latigazo del efecto tequila, el del vodka y el de cuanta crisis golpeara los mercados en cualquier lugar del planeta. Seamos justos con el kirchnerismo y reconozcámosle que las medidas anticíclicas previstas están funcionando más que bien y se está pasando el sofocón sin que la sangre llegue al río. Solo por eso deberían contar con nuestros respetos.
        Después, bueno, unos queremos el socialismo, otros el liberalismo, pero debemos contentarnos con mirar y opinar, al menos hasta que una de nuestras ideas se vuelva masiva, como pasó con el movimiento peronista.
        Comprendo la urticaria que despierta el proceder del peronismo, y también la indignación de ver a alguien del barrio volverse un nuevo rico solo por sumarse a la política. A todos nos pasa y está bien que así sea. Cuando veamos esto como lo correcto algo se habrá roto para siempre. Pero no debemos utilizar ese mal comportamiento como excusa para refutar todo el sistema democrático, porque las alternativas siempre fueron mucho más corruptas, y la violencia contra el que las señalara no fue la excepción si no la regla.
        Acostumbrémonos a pensar que el kirchnerismo estará ahí por muchos años, aún perdiendo la presidencia, porque seguirá gozando de una base importante de apoyo que les permitirá contar con presencia en los distintos ejecutivos zonales, parlamentos, y demases. Hagámonos a la idea de que conviviremos con esta fuerza por décadas, salvo que evaluáramos la posibilidad de bombardearlos, echarlos, prohibir sus imágenes y sus nombres y tirar abajo todo lo que construyeron en nueve años de gobierno, algo que ya hicimos y nos hizo retroceder cincuenta años e irnos casi al fondo de la tabla de posiciones de países civilizados.
        Saludos.

        Me gusta

      2. Fernando dijo:

        Fabián: El problema, según lo veo, no es la falta de calificación ‘original del voto sino el modo de hacerlo rehén y manejar los recursos del estado en favor de sujetarlo. Mientras ese proceso estuviera dirigido al Interés Nacional o al Bién Común alguno hasta podría intentar justificarlo. De hecho, incluso, no se trata sólo del voto de sectores de alta vulnerabilidad, aunque ahí es donde la democracia se torna también más vulnerable. Captar el voto y pararse sobre el voto para desnaturalizar el voto eso ya es cosa muy grave. Pudiera ocurrir incluso que en tal mecanismo (ya ha sucedido en el mundo) derive en eliminar el voto (y a veces al votante) porque se vira de sistema o que se vote por miedo o por lo que fuera que contamine la decisión del votante.
        Si de algo sirve la aclaración es que personalmente no propugno el voto calificado sino el respeto por el votante no utilizando ni abusando de su condición para someterlo al clientelismo político, entiéndase ‘comprarlo’ como es público y notorio que ha sido práctica. Por eso mencioné lo d elos pueblos chicos porque es común y habitual que el mismo votante lo manifieste o que, incluso, quede a la vista el precio cobrado. Por otra parte la clase social de pertenencia no es garantía de calificación del voto.
        Como sea valga la ocasión que me brindás de aclararlo.

        Por otra parte, en lo que respecta a la consistencia del Kirchnersimo yo no la veo y considero que entrará raudamente en un proceso de deglución interna. Primero saltarán los eternos comodines llevados por el viento y luego vendrán enfrentamientos más duros de índole ideológica y concepción del poder y quizás perdure como no sé qué por algún tiempo mientras se diluya la épica tramposa y el relato mentiroso.

        En lo económico sólo los ha mantenido San Soja y las consecuencias del tantas veces fracasado modelo agro-expotador a la medida de muy pocos no debe tardar mucho en despejar el panorama y poner al desnudo que aquí hay que empezar de nuevo.

        La ‘creatividad’ les ha servido de momento para no dejar caja sin abrir y alguna otra tendrán en vista si el tiempo les ayuda.
        Las hipotecas acumuladas son monstruosas, lideradas por la hecatombe energética que han sabido construir.
        Ya no alcanza ni con las lluvias ni con las buenas cosechas para seguir de fiesta.

        Sólo a modo de ilustración los números del BCRA al día siete de septiembre:

        Reservas líquidas: 1.996 M U$S
        Reservas en oro: 3.447 M U$S
        Base Monetaria: 261.079 M $

        Sin financiamiento externo y con un déficit energético descomunal.
        Símplemente mencionar los sueldos de ministos, funcionarios, directores y hasta de blogueros causa un malestar que yo no lo voy a brindar.

        No creo que la gente haya votado estas cosas.

        Me gusta

      3. fabian dijo:

        ¿Porqué será que “si gano les aumento la AUH” es una frase clientelista pero “si gano derogo las retenciones móviles” no? ¿Cuál sería la diferencia ética o incluso conceptual? Cada uno le habla a su kioskito y le promete mejorarles el ingreso para lograr que lo voten. Es lo que hace también Elisa Carrió cuando inventa sus historias fabulosas: está haciendo proselitismo y tratando de engrosar su intención de voto. Que no le resulte es otro tema, pero que lo hace, lo hace.
        Tuvimos el voto lástima del PO, suplicando que lo hiciéramos llegar al mínimo impuesto para seguir en carrera, tuvimos el voto “racional” de Binner-Morandini que solo tenían para mostrar lo mal que han llevado Santa Fe y sin embargo se nos proponían como ejemplo.
        Tenemos que dejar de ver a los políticos como impolutos salvadores de la patria y entender que están llevando adelante un negocio como cualquier otro, que les deja mucho dinero y les permite sus opulentas vidas casi sin trabajar. Este es el sistema, y aunque no nos guste no aparece una alternativa viable a él.
        La verdad es que yo no creo en la solidez del kirchnerismo, ni tampoco en la crisis energética o en los barones de la soja, porque resulta que el ingreso de la soja es apenas el 4% del total, y desde hace más de un año ingresa más dinero por la industria que por las materias primas. Estos tipos hicieron una jugada complicada aguantándose la inflación con mentiras y negándose a entrar en recesión como hubieran hecho todos y cada uno de los anteriores.
        Creo que cada vez que un odiador del kirchnerismo vuelve a inventar historias del apocalipsis gente que no estaba convencida empieza a pensar que el kirchnerismo no será tan malo después de todo. El resultado es una enorme remontada que lleva años, desde el bajón de la guerra gaucha, y si los opositores siguen con esta torpeza política puede que tengamos peronismo en el poder por décadas. Dios nos ampare.
        Saludos.

        Me gusta

  3. Mercedes dijo:

    Coincido en que el articulo de Sarlo es interesante mas alla de la posicion que se tome con respecto a la manifestacion. Fue mucha gente pero sigue siendo una protesta de sector cargada de cierto aire de “somos el pueblo argentino”. En muchisimos foros se leen cosas como los “argentinos de verdad”, la “gente pensante”, los que no son pagos ni “choriplanegros”, etc por lo que la marcha en si tiene un espiritu descalificador de otros sectores pero ven la paja en el ojo ajeno. No me parece que sea oportuno que se desmerezca o se diga que solo son ricos enojados pero no fue representativa de la mayoria y claro que el gobierno tiene que escuchar pero me parece que eso no implica cambiar todas las politicas que lleva adelante. Carteles como “asignacion para coger” como se leian en la marcha me parecen tremendos, cual es la necesidad de llevar una esvastica o gritar “el que no salta es un negro k”? Se hace dificil reclamar ser escuchado cuando se sale a los gritos a gritar “andate konchuda”. Tambien me parece que hay que cuestionar a los medios de comunicacion, hay demasiada inseguridad mediatica y no es una sensacion. Los medios son empresas de pocos y llegado el momento le tengo mas miedo a sus gerentes que a mi gobierno.

    Me gusta

  4. Rosana dijo:

    Somos un país muy heteregéneo, esta marcha ha sido bastante polarizada, se ha visto desde los mas fachos hasta gente que hacian reclamos coherentes. Me sorprendió algunos carteles que decían mas “salud y educación”, pero cuando se realiza una marcha en la ciudad contra Macri por el desabastecimiento de la salud y educación pública no se encuentra gran multitud.
    Ergo, yo no fuí a la marcha y más alla que coincido que hay inflación y corrupción en el gobierno, cuando se realizan marchas contra el hambre, por la desnutrición infantil, cuando los obreros de las fábricas salen a reclamar por mejoras laborales, por las cooperativas que no reciben el plan Argentina Trabaja, muchos de estos manifestantes que estuvieron con las cacerolas, son los mismos que se quejan porque cortan las calles y no los dejan ir a trabajar y critica al gobierno porque no reprime.

    Me gusta

  5. Maria Reina dijo:

    Hola Rosana y Mercedes: tal vez me equivoque, pero varias criticas y oposiciones acerrimas al gobierno vistas en la marcha estan basadas en la ignorancia. La mia es importante, y trato de informarme lo mas q puedo, pero me canso, pues veo racismo, machismo, y mucho egoismo, y me da poca esperanza. Con respecto a las transferencias de efectivo o planes, para dar un ej., no suceden solo aqui, sino en otras partes del mundo, y sufren criticas similares en cualquiera de los paises donde son aplicadas. Asi como despues de un Tsunami, en paises del sudeste asiatico agencias de ayuda comenzaron a dar dinero en efectivo en vez de mercaderia a las victimas (por ser mas efectivo y rapido) asi tambien los gobiermos empezaron a darle efectivo a los pobres ante las crisis o “tsunamis” economicos ( en vez de “cajas pan”, dinero, por poner un ej, estoy simplificando). Algunos programas son mas enfocados y otros buscan la universalidad (como la asignacion por hijo de Argentina). Estos ultimos (los tendientes a la universalidad) se creen son mas conducentes a la equidad social a largo plazo (aunque todo esta por verse, pues son relativamente nuevos). A mi me aterra q nadie informe a la gente de q los “planes” no son un invento del gobierno argentino (ni de Alfonsin, ni de Menem, ni de ningun otro) sino una practica comun en el mundo como herramienta en la lucha contra la pobreza, q ha venido cambiando. Es una buena herramienta? No lo se, realmente. Y repito, donde uno va, hay criticas de su utilizacion partidaria, de clientelismo, de fomentar vagancia, etc.

    Me gusta

  6. Huilqui Pérez dijo:

    Quise leer toda la línea. Realmente, suelo hacer grandes esfuerzos. Pero ya estoy grande y me siento profundamente hastiada (me refiero a que no me dieron ni las fuerzas ni las ganas de terminar de leer el comentario de Fernando): no voy a hacer análisis (ya que hay algunos expuestos, de mucha altura, y algún otro que ni lo es)sólo manifestar que me cansa hasta el marasmo comentarios de la ralea de ” Tampoco creo que exista ‘decisión’ de las mayorías, para ello se suponen entre tantas cosas que la
    gente puede ‘decidir’, porque está educada, porque no está sometida, porque no está engañada, porque no la han comprado, porque no la amenazan con ‘desprotejerla’…”
    O sea: hay votos y votos… algunos valen y otros no. Sobre todo, cuando no se gana. el voto ganador está comprado. Realmente, comentarios que, por su aporte, valen menos que un tarro de moco.

    Me gusta

  7. Bill de Caledonia dijo:

    Bajezas e insultos aparte, que se escucharon y leyeron -al menos- en la marcha porteña, es interesante tratar de entender lo que sintió la gente que pudo no contagiarse con el insulto más fácil. Seguramente habrá personas que han tenido que soportar incordios para conseguir divisas para un viaje, o le han robado cinco veces el estéreo del auto, o viaja como sardina en el tren y en el subte, o le descuentan impuestos de un sueldo que muchas veces no alcanza para cubrir las necesidades lógicas de una familia, y podríamos agregar temas hasta los hechos más trágicos de inseguridad o el drama del injustificable febrero en la estación de Once. Mucha de esa problemática, se sintió representada en una protesta que posiblemente haya nacido desde usinas ideológicas a las que poco le importan estas cuestiones. No le podemos cuestionar a un familiar de un muerto en Once, que haya coincidido en una marcha con Cecilia Pando. De estas coyunturas, están repletas este tipo de protestas. Pero sí podemos cuestionar a los muchos Cecilia Pando que marcharon el jueves pasado reclamando “LIBERTAD”: libertad cambiaria o libertad de mercado que, son las únicas libertades que conoce y defiende este cordón histórico que bajó desde la paralela de Santa Fe y Libertador hacia la Plaza de Mayo.

    Con motivos más justificados, también se reclamó por la “libertad” en la marcha de Corpus Christi de 1955. Y esa misma gente, días después aplaudía a los aviones que descargaban sus bombas a la población civil que se encontraba de paso en la misma plaza. Y con el nombre de la “libertad” fusilaron a militares y civiles sin juicio previo, proscribieron por casi dos décadas a la mayoría del pueblo y hasta se robaron un cadáver exquisito que les quedaba incomodo. El odio de los “pacíficos”.

    Hay mucho odio hacia la figura de Cristina, mucha violencia de género expresada tanto por varones como mujeres. Racismo, xenofobia, machismo, intolerancia e impotencia son algunas de las sensaciones que dejó la marcha en sus colectivos más enojados, como señala María en un comentario anterior.

    No obstante esto, el fastidio se vio en muchos lugares del país y el gobierno deberá tomar nota de esto, sin que esto implique necesariamente el cambio de políticas que se plebiscitaron y legitimaron hace menos de un año con contundencia histórica. Si bien hay un gen “gorila” (perdón por la palabra) que pudo dar origen al reclamo, no es menos cierto que hay mucha gente que -sin ser necesariamente “pobre” y por distintos motivos- no la está pasando bien y por lo cual este gobierno es responsable en (gran) parte. El kirchnerismo suele correr hacia adelante y renacer de las batallas y sus derrotas más duras, esta no es ni de cerca la más difícil, pero hay hacia adelante un escenario complejo en lo político que, su resolución dependerá en gran parte de la muñeca y la cintura de Cristina para jugar en los tiempos que vienen. Hay un gobierno de pié y con resplado popular, y hay “enfrente”un colectivo algo más heterogéneo que necesita representación política (como bien dice Fabián) porque de lo contrario cada vez estarán más enojados y sus grupos hostiles, serán aún más peligrosos.

    Me gusta

  8. Ariel Saráchaga dijo:

    Boca-River, Peronista-Radical, Ford-Chevrolet, Vilas-Clerc, Kirchnerista o antiK, Porteño-Interior, puedo entender la pasión en el deporte porque es parte de su esencia pero que bueno sería si los argentinos en el resto de las cosas pudiéramos razonar y luego sacar conclusiones.
    Excelente comentario

    Me gusta

  9. Mercedes dijo:

    Maria Reina, coincido con vos en que la ayuda estatal (planes o asignaciones) es cuestionada en todos lados. Uno de los casos que mas conozco es Noruega donde los subisidios son varios y relativamente altos y reciben muchas criticas, entre ellas que la gente se acostumbra a no trabajar y vive de la plata de los impuestos de otro, comentario que es verdad, suena en todo el mundo. Del sueldo en blanco en Noruega pagan alrededor del 40-50% en impuestos asi que es un punto de friccion y coincido tambien en que deberia informarse que Argentina no es una novedad en este sentido. Tambien hay mucha desinformacion sobre los planes o asignaciones que ayudan o no, pienso en por ejemplo la AUH, cuantos saben que para recibirla los chicos tienen que estar vacunados y escolarizados? Porque se mete todo en una misma bolsa y la verdad es que yo sin cobrar ninguna asignacion ni nada, tambien recibo “ayuda” del estado cuando uso el transporte que recibe plata del estado. Me parece que hay muchos prejuicios a la hora de hablar y desinformacion entonces si es todo una gran cosa indefinida que termina en un “que se vaya” realmente me cuesta estar de acuerdo con los caceroleros. Los medios me cansan, me parece que es momento tambien de exigirles que sean responsables porque tambien son importantes en el funcionamiento de la democracia, si funcionan como factor de poder que al menos aclaren que intereses tienen en lugar de decir que hablan por la gente. Insisto, por algo le cerraron los microfonos a los caceroleros para hacerlos decir lo que ellos querian, les robaron la voz en cierto modo.

    Me gusta

  10. Adriana dijo:

    No seas tan duro, Reinaldo.
    De fondo coinicido en no ningunear ni tampoco enaltecer, pero ante tanta virulencia repetida en el tiempo, es dificil ser ecuanime en los comentarios.
    No te olvides que hubo gente que manifesto haber estado de la mano de su padre en el golpe del ’55, y que los cacerolazos no comenzaron en Argentina, sino en la Chile de Allende poco antes del sangriento golpe que oscureció ese país y el resto de América Latina
    Te sigo leyendo
    Adriana

    Me gusta

  11. Fernando dijo:

    Huilqui: Gracias por tus agudas reflexiones y valor agregado. Quizás el ‘maknual’ no estaba preparado para responder a alguien con pensamiento propio que no está ni con los traidores a la Patria ni con los oligarcas, ni con las multinacionales.
    Comprendo ‘la militancia’ esta de ahora que consiste en vivir opíparamente del estado mientras necesitan no resolver la pobreza ni la indigencia sino ‘combatir’ al enemigo fácil que detesta explícitamente a los pobres e indigentes.
    Vivir bien de los pobres e indigentes es una auténtica miseria, llenarse la boca de ellos -pero mantenerlos estructuralmente sometidos- bajeza al ciento por ciento.
    Algunos de nosotros hemos sido pobres e indigentes y conocemos la cosa desde bien adentro de la necesidad. No nos preocupa la delincuencia en abstracto sino la fábrica de delincuentes y nos preocupan inmensamente menos los objetos robados que las vidas robadas.
    Nos preocupa más el problema de la Justicia y el ‘Orden’ al cual responde y de ahí para abajo.
    Es tan sencillo ‘fabricar’ delincuentes de gallinas… Alcanza con la televisión, los modelos, el ‘éxito’ rimbombante de putas y narcos y los un mil espejos de colores.
    Una delincuencia que se sigue de la indigencia y pobreza para que los grandes y crónicos ladrones de guante blanco en lugar de hacer Política hagan negociados.
    La variante de subsidiar a los ricos una pieza de antología.
    Nada nuevo en esencia, alcanza todavía con leerlo a Leopoldo Marechal (Adán Buenos Aires / Megafón o la Guerra/ El Banquete de Severo Arcángelo) y reconocer a protagonistas de ayer, de hoy y ojalá que no de siempre. Alcanza, desde lejos, con Hegel para distinguir a los unos y los otros en lo poco o mucho que tengan de desiguales.
    Entiende uno que algunos supuestos intelectuales nacionales y populares se encuentren a gusto disfrutando de privilegios y canongías hace unos años impensadas; se entiende que centenares de funcionarios defiendan la butaca luego de ingresar por la ventana;se entiende también, claro, los esfuerzos de algunos haciendo ‘curriculum’ revolucionario y soñando con prorrogar el mundo feliz (rebosante de pobres e indigentes) bajo la tutela de Alicia que prepara el país de las maravillas.
    Te recuerdo que el 17 de Octubre (día si lo hubo de mayorías) el pueblo trabajador salió a las calles a pedir y conquistar cosas que hoy no sólo están ausentes sino que costaron la vida en las décadas posteriores de militantes genuinos y auténticos luchadores sociales.
    Seguí aplaudiendo y no me leas, seguí viviendo de la política de morondanga y de los pobres e indigentes. No te olvides, claro, de fustigar a la oligarquía y a los fachos, total los demás no existimos.

    Me gusta

  12. Mariano D. dijo:

    Se ha manifestado un actor político que ha estado siempre agazapado. Desideologizado y de definición difusa. El único sector político que se atreve a salir a manifestarse sin los bondis ni la logística, y a escribir lo que quiere en una pancarta en lugar de lo que le dicen. El que es capaz de dar vuelta una elección simplemente al “ver las cartas”.
    Lo que comparte esa gente no es odio ni insulto. Lo que comparte es la idea de poder progresar a partir del esfuerzo propio. Y lógicamente, y por si alguno lo necesita, progresar significa estar mejor, o sea menos peor. Y dejar de estar peor no es ningún acto de discriminación, por si acaso, en todo caso es un acto de amor, a la familia, a los propios, a uno mismo, y por añadidura al resto de la sociedad.
    Este sector pide colores a la paleta blanco y negro de la democracia. No se ve reperesentada ni por oficialismo ni por opositores. La democracia le resulta una mentira. Desconfían de los políticos en general, que bien se lo han ganado. Y va a seguir molestando, aún cuando no muestre líderes ni propuestas clarificadas (que en todo caso es lo mejor que puede hacer). Va a seguir apuntando con el dedo cada fracaso, cada cosa que salga mal, cada libertad que se trunque y cada metida de los dedos en el bolsillo. Y seguirán creciendo porque el fracaso de la política conduce a generar multitudes, aunque los fracasados políticos quieran crear (o financiar) mas multitudes. Y la política ha fracasado, porque no se puede gobernar solo para un sector. Y porque son muchos mas los de clase media y los que quieren progresar y serlo.

    Me gusta

  13. Sarah dijo:

    Coincido con Fernando y lo felicito por su explicación. Sólo quiero agregar que como vivo en el interior y estuve por trabajo en Bs As el 13 de Septiembre, noté que concurrió mucha gente y que la mayoría tiene mucha bronca y resentimiento por diferentes cuestiones económicas, sociales , de salud de educación , por la seguridad etc., pero todas coinciden en la falta de libertad, la manipulación y la mentira del relato de este gobierno. Creen que el gobierno los subestima y eso genera bronca, de ahí las reacciones que más arriba mencionan. En lo particular me parece peligroso el ambiente y el clima que estamos viviendo los argentinos, hemos dejado de ser felices , simpáticos y amigables. Es preocupante pensar que de un país que no te dejan salir, tampoco tenes ganas de entrar y mucho menos de vivir en él. La falta de incentivo, de ganas de hacer y de emprender hace pensar a muchos argentinos en emigrar. Los que crean y trabajan día a día no pueden desarrollarse, ni progresar en este entorno. Los años pasan y los que quieren evolucionar lamentablemente deberán pensar en otras alternativas.

    Me gusta

  14. Maria Reina dijo:

    Fabian, ciertamente en los EEUU se usa el termino populismo indiscriminadamente y casi siempre para lideres de izquierda. Pienso como vos, acaso no deberiamos llamar populistas a los mandatarios europeos que eligieron salvar al euro y los bancos en vez de comprometer fondos y otras acciones para un futuro sustentable, debatido en Rio + 20? Todo paso casi al mismo tiempo, y asusta ver como los lideres de los distintos paises fallan en dar respuesta a temas q hacen a la supervivencia de todos, mientras se dedican a tomar medidas convenientes para unos pocos al final del dia. Hago un parentesis y recomiendo escuchar la exposicion de Pepe Mujica en Rio. Los que eligieron salvar los bancos (y probablemente asi salvar sus traseros) estan tambien comprando poder, aire, o tiempo, y no se xq, pero me caen un poco mas antipaticos q los de los choripanes :-). Pero, por otro lado, uno se conforma, y le acepta a un Obama dar un rescate, porque sabe que va a tratar de reformar la salud para q cuando te toque el cancer no tengas q vender tu casa p pagar la quimio, o porque va a ayudar a la industria automotriz, a los maestros, o le va a dar mas bola al ambiente. Salvando las distancias, a veces todo se parece demasiado …

    Me gusta

    1. fabian dijo:

      María Reina, lo que nos pasa es complejo, porque terminamos inmersos en el siglo XXI donde los autos volarían y los problemas sociales y de salud estarían solucionados yendo a hospitales que no tienen gasas para atendernos y esperando que nos toque el rey bueno que no nos corte la cabeza por retrasarnos en el impuesto que le construirá su nuevo palacio de invierno.
      No hay más que ver los documentales tomados inmediatamente luego del Kathrina para saber que el American Dream es una pesadilla para muchos de los habitantes de la primera economía mundial. Otros como “Al sur de la frontera” o los de Michael Moore nos muestran las horribles “desprolijidades” de un sistema que siempre se nos propuso como ejemplo.
      Tampoco estoy de acuerdo con que Argentina sea un nuevo ejemplo a seguir, te aclaro, porque vastas zonas como Chaco y Formosa parecen sumidas en el siglo XVIII y lo peor es que se está extendiendo el concepto de una nobleza sojera que hasta parece estar por encima de las leyes. La famosa patota de cowboys estilo Bonanza recorre muchos campos desalojando a sus habitantes para sembrar soja sin que nadie haga nada concreto para defenderlos, y otro tanto pasa en el sur con las tierras de los aborígenes, vendidas por los gobiernos locales a magnates que pueden darse el placer de comprar lagos y montañas en algunos de los paisajes más imponentes de la tierra.
      Saludos. (Y espero no haberte cag… el día). 🙂

      Me gusta

  15. Maria Reina dijo:

    Hola Fabian, Katrina fue espantoso a muchos niveles, en la universidad hicimos un papel (que justamente ahora estamos revisando) pero solo com respecto a la atencion de p con discapacidad. Ahi se vio la pobreza y la inoperancia no solo de FEMA (la agencia de defensa civil) sino del mismo Bush, a quien le habian advertido q el desastre podia suceder. Pero nomas con ir al este de Washington DC se ven los contrastes. Como dijo Max Keiser, este es un pais del Tercer mundo, que vende la imagen de ser del primero (estamos hablando de inequidad, y no de si la vereda del centro esta limpia).el punto es para mi que hay similitudes asombrosas, q tienen q ver con el capitalismo, a fin de cuentas. Te dejo con unas frasecitas de Mitt Romney, el candidato republicano, en una reunion de juntar fondos, cuando penso q nadie lo grababa: “Hay un 47 por ciento de gente q va a votar por el presidente, no importa lo q pase. Hay un 47 por ciento que esta con el, que dependen del gobierno, que creen que el gobierno tiene la responsabilidad de velar por ellos, que creen q tienen derecho a la salud, a alimentacion, a vivienda, a lo que sea. Y que el gobierno debe darselos. Y esa gente va a votar por el presidente, pase lo q pase… Esa es la gente que no paga impuestos …[M]i trabajo no es preocuparme por esa gente. Nunca los convencere de hacerse cargo de sus propias vidas”.
    A quien te hace acordar? 😉

    Me gusta

    1. Eduardo dijo:

      Bueno María Reina, el señor Mitt Romney es la expresión más auténtica del capitalismo, acá se habla de salud para todos pero como dice fabian, los hospitales están vaciados y en el resto del país, gracias si se mantienen en pie. A dos migajas más que un pan duro lo llaman populismo. Saludos

      Me gusta

    2. fabian dijo:

      Qué curioso, hace años que repito que son el tercer mundo del primer mundo, pero no te podría decir si lo inventé o lo leí en algún lado, como muchas veces pasa.
      Una sociedad es tal como trata a sus integrantes más desprotegidos. (Esa es de Moore. No Demi si no Michael).
      Generar excluidos y hacerlos sentir culpables por ello es una de las premisas del capitalismo para empujar hacia abajo las condiciones de los trabajadores. Los marginados del sistema no son un efecto no deseado ni un error en la aplicación de la receta si no un brutal aleccionador que muestra a las clases subalternas qué le ocurre a quienes sacan los pies del plato.
      Muchos obreros creen que el capitalista les “da” trabajo, y que ellos necesitan de él más que él de ellos. En este contexto los desocupados tocando el timbre para quedarse con tu trabajo son la prueba irrefutable de que esto funciona así.
      La realidad es que el capitalista no da trabajo, compra trabajo, y al hacerlo compra vida.
      Como la mayoría de los mass media reproducen y alientan este estado de cosas nosotros compramos la lógica, los valores y hasta la moral inmoral de las clases dominantes, que cada vez se hacen más insaciables y a las que ya no les alcanza con todo el dinero del mundo. Ahora pretenden también los recursos y la “seguridad jurídica” para sus corporaciones en cada rincón del planeta. Cualquiera que no respete esa seguridad jurídica se transforma en un enemigo del sistema y puede muy bien terminar sus días como Kadafy o Sadam.
      Las endebles democracias de latinoamérica no están en condiciones de oponerse a estos poderes fácticos y menos teniendo en cuenta que sus oligarquías adoran ser sometidas a estos atropellos del imperio si se les permite la impunidad y el libre albedrío dentro de sus fronteras. Este veranito de tres o cuatro presidentes algo progres no va a durar para siempre y ellos lo saben, porque de estas han visto varias. Tendremos que ser los mismos pueblos los que esquivemos las trampas pero es indispensable romper con el cerco de los medios afines a la dominación extranjera. Argentina dio un gran paso con la ley de medios, que está siendo resistida por estos sectores, y de cuya implementación depende en gran medida la libertad de expresión verdadera en los próximos años, con su consecuente divulgación. Esto no tiene que ver con un gobierno, con Lanata ni con 678, sino con la apertura de más y mejores canales de comunicación que incluyan todas las voces, no dos solas, como pasa actualmente.
      Un gusto intercambiar. Nos seguimos leyendo.

      Me gusta

    3. Bill de Caledonia dijo:

      Coincido con Fabián, los canallas están esperando, no toleran el mínimo reformismo por más mínimo que sea: Lula, Kirchner, Pepe o Bachelet, da igual, son todos sospechosos de popolistas (los famosos “planes descansar” que tanto parodiaban en la marcha del jueves pasado).

      Vuelvo a no coincidir con Eduardo, especialmente en el tema hospitales. Comparto con Reynaldo en ese sentido que, Argentina tiene un muy aceptable sistema público de salud en la comparativa. Mucho le debemos al primer peronismo y al Dr. Ramón Carrillo fundando doctrina que, llamativamente, más o menos se ha mantenido en el tiempo. En los últimos años he tenido buenas experiencias en el Hospital Posadas (actualmente se está desarrollando la obra de ampliación más importante desde su creación en la primera época peronista), en el del Cruce de Fcio. Varela, en el de Chivilcoy y en el de Humahuaca (Jujuy). Conocida es la calidad de centros como el Garrahan. En Avellaneda que, es mi zona de influencia, el Fiorito está funcionando mucho mejor y el ex Finochietto ha vuelto a parecerse al de sus orígenes (también peronianos). Seguramente habrá otros como el de Moreno que funcionan muy mal. Un sistema de salud público tan amplio como el argentino siempre necesitará de más presupuesto, más políticas y más participación de la sociedad.

      Por si es necesario aclararlo, opino que desde la salida de Ginés no contamos con un Ministro de Salud a la altura de las circunstancias. Y agrego que, aún no pudiendo tener una opinión formada respecto de la despenalización de abortos, las convicciones de una presidenta no pueden cerrar el debate que, espero siga su curso en las cámaras paralelo a la modificación de Código Civil como se ha insinuado desde el Poder Ejecutivo y la Corte. Ese es un gravísimo problema, y si bien no hay soluciones que vayan a conformar a todos, lo cierto es que no podemos dejar que las muejeres más vulnerables económicamente pasen por situaciones tan dramáticas. Por lo menos, el debate está donde tiene que estar.

      Me gusta

  16. Eduardo dijo:

    Lanzamiento del Frente Abolicionista Nacional

    FRENTE ABOLICIONISTA NACIONAL (FAN) Invita VIERNES 7 DE SEPTIEMBRE de 2012 – 18.30 hs. Al acto de lanzamiento en CABA Salón UPTBA – Avenida de Mayo 1209 – piso 4 “H”

    El FAN es una instancia de acción de personas, grupos y entidades de la sociedad civil reunidas en la Ciudad de Buenos Aires teniendo como principal objetivo la abolición del sistema prostituyente y la restitución plena de los DDHH a las personas afectadas.
    Sus acciones están orientadas a difundir el conocimiento de la problemática de la prostitución y la trata de personas, de qué modo afectan la vida individual y colectiva, entendiendo a la prostitución como una problemática social y una violación a los DDHH de las personas en situación de prostitución que no puede ser reglamentada bajo ninguna denominación y menos considerada trabajo.
    Normativamente se sustenta en la Convención para la Represión de la Trata de Personas y Explotación de la Prostitución Ajena, de 1949, la cual establece que la prostitución y el mal que la acompaña la trata son incompatibles con la dignidad humana y el bienestar de las/los individuas/os, o sea que no se pueden separar prostitución de trata.
    Asimismo, tiene en cuenta otros instrumentos del derecho humanitario internacional, tales como la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, de 1979 e incorporado a la Constitución Nacional en 1994; la “Convención Americana sobre Derechos Humanos”, conocida como “Pacto de San José de Costa Rica; la “Convención sobre los Derechos del Niño” de 1989 y el “Pacto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales” de 1966 .
    Una de las primeras acciones del FRENTE ABOLICIONISTA NACIONAL es conseguir que la Cámara de diputados transforme en ley el proyecto aprobado por el Senado el 31 Agosto de 2011.-

    Informamos que el FAN se ha lanzado el 6 de agosto en Santa Rosa, La Pampa, con gran repercusión y lo hará próximamente en Santa Fe.

    Para comunicarte ó mandar adhesiones:
    frenteabolicionistanacional@gmail.com

    http://www.facebook.com/FrenteAbolicionistaNacional

    Me gusta

  17. Pablo Jimenez dijo:

    De los comentarios arriba expuestos extraje algunas ideas que me hicieron reflexionar:

    Coyuntura de una protesta o infiltrados k?
    Que motivación te hace movilizarte con el que se califica como “argentino de verdad”, “gente pensante”, “ni pago ni choriplanegro”
    Protestar contra la “asignación para coger” pedir “que se muera la konchuda”?
    Para reclamar por la corrupción, la inseguridad, o mejoras en el sistema de transporte tengo que marchar al lado de alguien portando una pancarta con una esvástica?
    Señores, perdón pero la excusa del carácter heterogéneo de la manifestación o el argumento “el gobierno provoca”, “fueron infiltrados k”; a mi; no me alcanza.

    Si el balance de lo que considero positivo de este proceso político contra lo que suelen calificar como corrupta replica noventosa, cuando veo quienes configuran la oposición disipo la duda y me mantengo -no opositor-

    Me gusta

  18. Eduardo dijo:

    Con el capitalismo no bastan las buenas intenciones (aunque lo vistan de seda)

    Homar Garcés (especial para ARGENPRESS)

    Se dice que la mayor mentira de Satanás, es hacerle creer a la gente que él no existe, habiendo sido un recurso eficaz para evitar que muchos cayeran en la senda del pecado al aterrorizarlos con su figura y sus sádicas torturas de nunca acabar en el infierno hasta que la filosofía y el psicoanálisis lo hicieron parte de sus elucubraciones, invalidando entonces las supersticiones inculcadas por la religión. Al margen de estas consideraciones teológicas, algo similar se pudiera afirmar respecto al capitalismo y la secuela de desigualdades, guerras, injusticias y explotación indiscriminada de la naturaleza y de los trabajadores que tiene tras de sí, a tal punto que un gran porcentaje de personas lo aceptan cono un mal necesario, inevitable y poco menos que reformable, obligándose a una resignación que les niega la dignidad y la plenitud de sus vidas.

    Aun así, en oposición a esta realidad , millares de seres humanos protestan, baten sus cadenas y se hermanan en una lucha asimétrica a nivel mundial contra el sistema capitalista, sometiéndolo a presiones, cuestionamientos y reacomodos que obligan a plantearse su total eliminación y la fundación de un nuevo tipo de sociedad que -hasta el presente- se definiría como socialista, haciendo propios los aportes teóricos y las experiencias de muchos de los revolucionarios socialistas de los dos últimos siglos. En esta coyuntura histórica, los defensores del capitalismo, sobre todo en nuestra América, recurren a la misma estrategia aplicada en el pasado por sus antecesores: “humanizar” al capitalismo, llegándose al colmo de las “innovaciones” al referirse a un capitalismo serio y a un capitalismo popular, amén de otros que proponen un socialismo “productivo”, en un esfuerzo por hacerlo digerible para los sectores populares que son, precisamente, las victimas permanentes de la usura y de la explotación capitalistas, sea cual sea la modalidad de gobierno y/o Estado vigente.

    Por consiguiente, aunque lo vistan de seda, sería sumamente ingenuo y escasamente inteligente suponer que, en relación al capitalismo, sólo bastan las buenas intenciones. Según esta posición, bastaría con darles oportunidades de superación a quienes han tenido la mala ventura de empobrecerse o de nacer en la pobreza, sometidos -como han estado- a las grandes limitaciones socioeconómicas que ello implica. Es lo que afirman muchos políticos, despertando ilusiones que luego se estrellan contra la realidad de las medidas gubernamentales mediante las cuales se intenta capear la situación de crisis prolongada que sufre el capitalismo, como ocurre en muchas naciones actualmente. Lo único cierto de todo esto es que el capitalismo no podría entrar en contradicciones consigo mismo. Su naturaleza no va de la mano con ese sempiterno deseo humano de vivir en una sociedad de iguales, donde se manifieste la democracia participativa en toda su dimensión creadora y emancipadora. Entender lo contrario sería negar tercamente todo lo que ha significado este sistema para la humanidad oprimida, discriminada y expoliada a lo largo de la historia, contribuyendo al enriquecimiento cínico de una minoría

    Me gusta

    1. Boors dijo:

      Cabría preguntarle a Garcés cómo le está yendo a este “movimiento socialista” que está obligando al propio capitalismo a plantearse su entera eliminación(!). Realmente más allá de ver en acotados ámbitos sociales la discusión de estas ideas, con los “aportes teóricos” que inaugurara Marx y cia, allá lejos y hace tiempo, no veo en la actualidad un movimiento tal que ponga en duda (o al menos haga plantear la total eliminación) al sistema capitalista imperante. Sí a nivel mundial se está planteando el tan mentado capitalismo “serio”, “social”, lo que acá llamamos “justicialismo”. La remake del Estado de Bienestar… Pero brillan por su ausencia movimientos serios que pongan en jaque al sistema capitalista a nivel mundial o siquiera estadual. Para cambios significativos, que cuestionen, presionen y a la larga (o corta) eliminen el sistema capitalista se requiere de movimientos que sean revolucionarios, drásticos y que contemplen un cambio en la totalidad del sistema imperante de forma tan radical y (oh casualidad!) revolucionaria, que elimine y resignifique de forma expresa todas y cada una de las instituciones creadas bajo el ala de ese sistema. Entre ellas habría que empezar por la Constitución Nacional piedra de toque de cualquier Estado. Obviemente previo a eso habrá que llegar a constituirse en poder constituyente y deberás asegurarte bien de que, quien llegue a ese poder, sean quienes comulgan con ese “movimiento socialista”. Sin lugar a dudas el viejo poder constituyente, aquel liberal y capitalista que diera origen a nuestra actual constitución y que (la propia Constitución es prueba de ello) sigue actualmente en el poder y vigente, no va a quedarse sentado viendo como es reemplazado alegremente. No, seguramente tu “movimiento socialista” será previamente estigmatizado, ridiculizado y criminalizado a la larga por el sistema, y esto si es que se transforma en un movimiento con serias pretensiones des-cons-tituyentes, sino pasarán sin pena ni gloria a formar parte del sistema y a demostrar la tolerancia que se tiene con aquel que piensa distinto…En fin, si tu movimiento socialista, es serio y relevante, se anotará junto a la lista de verdaderos movimientos socialistas que pusieron en jaque un sistema imperante… Los zapatistas allá por principios del siglo XX con su reforma agraria perdida… la de los soviets, con su largo pero finado proyecto… La de Mao, con su largo pero metamorfoseado proyecto, Los africanos con sus peculiares resultados, La de Cuba…Las FARC, etc, etc… Pero realmente hoy x hoy no veo, ni por más que quiera y me esfuerce, un movimiento como el que hace mención el tal Homar. Sin lugar a dudas los movimientos revolucionarios no se hicieron de la mañana a la noche, pero en fin, no creo que estemos en vísperas de alguno. Más bien creo que puede llegar a haber algún acomodamiento del capitalismo al estilo de los años 30, con Estado de Bienestar reloaded… Lo más cercano a un movimiento socialista que podemos llegar a ver hoy en día…

      Me gusta

      1. Maria Reina dijo:

        Boors, te olvidaste de mencionar los jemeres rojos en Camboya, experiencia radical si la hubo. Ves lo que quedo y te dan ganas de morirte. Cual es la evidencia de que una revolucion como la que imaginas va a resultar en un futuro mejor? Y si fuera a resultar asi de todos modos, cual es el costo que queremos pagar en el momento presente?

        Me gusta

      2. Boors dijo:

        No sé!. Preguntale a Eduardo! Según dice, los socialistas pronto van a tomar el poder y cambiará el mundo!… Quizás lo hagan a través de grandes partidos políticos socialistas como el PSOE de España!… o quizás necesiten metodos más radicales, no sé…pero ahí se vienen!…

        Me gusta

  19. Luis dijo:

    A veces me pregunto si la sacralidad a que se eleva legitimidad de la mayoría no es en el fondo un mito de la misma clase que la legitimidad divina que tenían los reyes. Y esto lo digo desde un análisis lógico, porque en realidad ninguna de las dos es real, las dos legitimidades son meras ficciones, y tampoco garantizan ni verdad ni justicia, ni nada. Pero ambas son indiscutibles e incuestionables. Y entonces me pregunto, no sería mejor, como en muchos otros casos donde se mantiene de manera ilusa una mentira como verdad. no sería decía, pensar cuál sería una mejor manera en vez de seguir manteniendo un mentira? No estoy llamando a una plutocracia u oligarquía, pero no habrá otra opción? Recuerdo que Popper decía, más o menos, que al estar claro que como no es posible garantizar que el gobernante será bueno lo que hay que hacer es tener un tipo de gobierno que limite su poder. Y no se si será la solución, pues a muchos eso no les agrada tampoco. Pero el uso de la razón era una virtud de ese pensador. Y por experiencia se que no basta con buenas intenciones, si no los curanderos buenos curarían, pero la realidad indica que son meros placebos.
    A veces pienso en estas cuestiones, sin llegar conclusiones, por ahora.
    Saludos Reinaldo.

    Me gusta

      1. fabian dijo:

        Los mercados serían el ejemplo perfecto del voto calificado. Una única clase defendiendo sus derechos de pertenencia, sus valores estéticos de conjunto y sus privilegios.
        “Cae” la AUH sobre la mesa y la lógica dicta que deberíamos implementar nuevas maquinarias y el doble de empleados para poder satisfacer la demanda, digamos, de yogures. En vez de hacer esto los responsables duplicaron el precio, ganaron lo mismo que hubieran ganado haciendo todo eso, pero con la producción actual. En buen romance eso significa tirar la perinola en “toma todo” y quedarse con el dinero de los pobres, que es lo que vienen haciendo desde hace por lo menos dos siglos.
        Si se le pudiera preguntar a cada persona de la masa cuánto debería aumentar de precio el yogurt estoy seguro que se lograría un precio mucho más justo que el que imponen estos filibusteros, que encima te dicen: “Actimel puede parecer chiquito” Actimel es chiquito, y ustedes son unos chorros… 🙂
        Hay un viejo chiste de un pobre que llega al paraíso y se encuentra con San Pedro. Este le dice: “Hijo, has llegado al paraíso. Lo que solicites te será concedido.” ¿Cualquier cosa? Pregunta incrédulo el hombre. “Lo que quieras” contesta San Pedro.
        -Quiero una valija con un millón de dólares.
        “Aquí tienes” y le entrega la valija.
        El de atrás era un comerciante y cuando San Pedro le pregunta qué quisiera poseer ahora que llegó al cielo este pide: Quiero quinientos dólares en alhajas falsas y diez minutos a solas con aquel negro.

        Me gusta

      2. Maria Reina dijo:

        Fabian, sabes xq te decia lo de los mercados? Porque lo de la sabiduria de las masas lo usan algunos aca que abogsn por el libre mercado absoluto (lo q para mi es una tonta utopia libertaria). Por otro lado, estoy de acuerdo con q muchas veces vienen los “expertos” caidos como de un paracaidas, a dar “soluciones” a personas y realidades muy lejos de su experiencia y conocimiento. Son bastante soberbios y estupidos a su manera. No hace falta ir muy lejos ni a lo macro, a mi me toca vivirlo cotidianamente en cosas pequenas, con doctores y psicologos (que son las profesiones que generan mas “expertos” sobre discapacidad). A veces solo quisiera q nos dejen en paz. Pero por otro lado, tambien la “sabiduria popular”, o “el sentido comun” estan llenos de prejuicios que nos hacen la vida un infierno a personas como yo. Y(perdon que ya me voy muy lejos del tema original) con respecto a la opresion o exclusion de las personas con discapacidad en el mundo, puedo decir con cierto conocimiento, que ningun sistema, ni de izquierda o de derecha, ha sido totalmente bueno ( o totalmente malo) para las personas con discapacidad. A mi me asustan mucho las soluciones “drasticas”, xq pasan como planadoras y los “sacrificados” somos siempre los mismos.

        Me gusta

      3. fabian dijo:

        María Reina, lo de los mercados como fuente de sabiduría popular no puede funcionar porque si tomamos a los consumidores como votantes al consumir estamos obviando la compartimentación de los estratos sociales, que forman el “target” de todo buen marketing, lo que sería un error imperdonable.
        Sobre el tema discapacidad tengo entendido por una buena amiga conocida por este mismo blog que las soluciones ideadas por los que no contamos con dificultades no siempre son las mejores, por decirlo livianamente. Solo el que camina en los zapatos puede saber dónde le apretan así que opinar de lo que no nos toca nos coloca en la situación del perro que corre atrás de su propia cola…
        Saludos.

        Me gusta

    1. Eduardo dijo:

      La verdad es que no hay que sacralizar nada, y estas masas saben muy poco si se las compara con la parafernalia técnica de quienes nos vienen gobernando desde hace 500 años y nos desquician por gobernar solo para ellos, la minoría oligárquica del mundo.
      Pero, estas masas tienen, tenemos que aprender con el ejercicio del poder. Que se nos puede pedir a la ignorancia que ejercemos a diario, embrutecidos por el trabajo que no dignifica sino embrutece, ese trabajo esclavo que desesperamos por mantener para nuestra subsistencia y las de nuestras familias. Gobernar en forma horizontal es trabajar para todos y auto-gobernarnos entre todos.
      Pedir que sepamos, que conozcamos, que justipreciemos, que seamos justos, que legislemos, etc, todo ello mientras nacimos para barrer la calle, es como mínimo injusto y sin querer ofender a nadie, tonto.
      Tomemos el poder y aprendamos que carajo. Quienes se adjudican el saber sino por lo que la humanidad enseñó a través de los siglos. Démonos la oportunidad y veremos si sabemos o no calcular cuanto pesa una vaca, o cual es el porcentaje necesario de capital para que los pobres del mundo tengan agua potable. Quitemos la riqueza a sus ricos y veremos florecer en los pobres el futuro del mundo mejor. No tengo la menor duda

      Me gusta

      1. fabian dijo:

        Ni yo tampoco Eduardo. A medida que me voy haciendo más viejo llego a la conclusión de que nos dicen que no sabemos para que tengamos que contratarlos a ellos, que sí saben, para mandarnos. Es muy perverso y estoy seguro que lo lograron con engaños.

        Me gusta

  20. Boors dijo:

    Sobre la Clase Media, la gente que estaba el otro día en la plaza. Mejor que exprese lo que pienso alguien que sabe hilar palabras…

    Clase media

    Por Roberto “Tito” Cossa (*)

    El 26 de julio de 1952, a las 20.25, yo estaba en San Isidro, en la casa de mis parientes peronistas. No lloré porque no los quería, ni a Perón ni a Evita. Esa noche volví a mi casa de Villa del Parque atravesando las calles oscuras y silenciosas.

    El bisabuelo inmigrante, a fuerza de trabajo y empeño, logró tener una pequeña zapatería en Parque Patricios. El 6 de setiembre de 1930 salió a festejar por las calles cuando los militares lo voltearon a Hipólito Yrigoyen. Era un gobierno populista y los militares vendrían a poner orden y los argentinos comprarían más zapatos.

    El 16 de septiembre yo estaba haciendo el servicio militar, destacado en el Ministerio de Ejército (hoy Edificio Libertador) cuando estallaron los vidrios y el edificio se sacudió. Todos corrimos hacia los subsuelos, una estampida donde se mezclaban coroneles, colimbas y ordenanzas. Estaba asustado. Pero no pensé “¡cómo puede ser que estos criminales bombardeen la Plaza de Mayo, un día hábil, a las 12 del mediodía!”. Pensé, en cambio, que Perón se tenía que ir de una buena vez.

    El abuelo tuvo que trabajar mucho desde 1945 para levantar la quiebra de la zapatería que heredó de su padre el inmigrante. Diez años después, el 21 de setiembre de 1955 cerró las tres sucursales y salió a festejar por las calles la caída de Perón.

    La llegada de Aramburu y Rojas me produjo alegría. Yo ya era socialista (socialista de Alfredo Palacios), amaba a la clase obrera y pensaba que Perón era un demagogo que sólo les ofrecía pan y circo. Con la Revolución, los trabajadores estarían mejor pero, lo más importante, habría libertad.

    El padre estaba feliz con la llegada del liberalismo al poder. Se terminaba, por fin, el estatismo asfixiante. Los dólares circulaban libremente y la gente compraba más y más zapatos en las tres sucursales. El 2 de enero de 2001, acosado por las deudas, se ahorcó en el fondo de su casa de fin de semana.

    Un día de 1956 se produjo un altercado callejero entre un chofer de colectivo y un viejo prepotente que manejaba un auto último modelo. “Se terminó la leche de la clemencia”, le gritó el viejo. Vino la policía y fuimos a la comisaría. Yo, como testigo, salí en defensa del trabajador. “Algo no anda bien”, pensé.

    El hijo heredó la tenacidad del bisabuelo y del abuelo. En 2005 logró salir de las deudas y en 2010 abrió un local de venta de zapatos en el barrio de la Recoleta, del que está orgulloso. El jueves 13 de setiembre salió a la calle a sacudir una cacerola, indignado porque el Gobierno le cerró la importación de zapatos italianos.

    Sesenta años después estoy arrepentido por no haber llorado aquella aciaga noche del 26 de julio de 1952.
    http://www.pagina12.com.ar/diario/contratapa/13-204255-2012-09-26.html

    (*) http://es.wikipedia.org/wiki/Roberto_Cossa

    Me gusta

  21. LA BALANZA DIFUSA DE SIETECASE

    El periodismo político en Argentina hoy se limita en esencia a periodistas representantes de la oposición, y periodistas representantes del oficialismo. Alguien podrá decir que hay también periodistas que interpretan el rol de ecuanimidad, como Reynaldo Sietecase, pero Reynaldo Sietecase tiene “la balanza difusa”. Refiriéndose a la reciente manifestación cacerolista, Reynaldo Sietecase dice “Tomar nota de lo que pasó no implica hacer ninguna concesión” (fin de la cita), pero, si no implica hacer ninguna concesión, ¿qué implica? ¿qué es para Reynaldo Sietecase “tomar nota”? Supongamos que lo sabe para sí, o que lo estima implícito, ¿cómo sabe que el gobierno no ha tomado nota? Con su balanza difusa Reynaldo Sietecase pasa luego a Mauricio Macri y a la frase con la cual éste habría calificado la manifestación: “uno de los días más importantes de la historia argentina”, y dice Sietecase que pensar que el cacerolazo implica un fin de época es “la variante más tonta”. Y de nuevo aquí, ¿cómo lo sabe? ¿Cómo sabe Reynaldo Sietecase que la manifestación reciente no va a ser el comienzo de la caída de este gobierno que cayendo así como caería quedaría para la historia como el gobierno que ha estado engañando a la población con estadísticas falsas?
    Mientras Reynaldo Sietecase juega su rol de periodista ecuánime de balanza difusa y sin concretar nada, sin profundizar nada, sus amigos, entre ellos Maximiliano Montenegro y Marcelo Zlotogwiazda, dicen que si el FMI le saca tarjeta roja a Argentina por no “sincerar” las estadísticas en eso le dan la razón al FMI, y le llaman “sincerar” las estadísticas a volver a la metodología plutocrática y a que vuelvan sus amigos que les pasaban información reservada tan valiosa. Unos y otros hacen del periodismo su negocio, su pequeño y mezquino negocio. Está faltando nada más y nada menos que un periodista representante del periodismo, un periodista honesto que investigue, y que informe eso que averiguó.

    Ricardo Patricio Natalucci
    DNI: 8.464.942
    Ex supervisor de campo del INDEC 1980-1982
    Ex supervisor de metodología y fórmulas de cálculo del IPC del INDEC 1982-1985
    Ex asesor de la Secretaría de Planificación de Presidencia de la Nación 1986-1991

    Me gusta

  22. Boors dijo:

    El problema de la denuncia de Ricardo es saber quién hoy por hoy desde el periodismo, está interesado en realizar una investigación de ese tipo. Por como está la sociedad tan dividida y que ya ha tomado postura ideológica y política sobre el presente, no existe, lamentablemente, relevancia alguna en la investigación que pide Ricardo. Quizás algún periodista afín al gobierno estaría interesado en develar esto que denuncia Natalucci, mas aquellos que denostan al gobierno van a pensar que es una operación mediatica más del oficialismo y los afines al gobierno van a pensar lo que siguen pensando hoy, nada va a cambiar. Un periodista que hoy esté en contra del gobierno, simplemente ni se va a molestar en siquiera pensar que la intervención decretada por Nestor Kirchner en su momento fue a los efectos de mejorar el índice de inflación. Todo lo contrario… Por otro lado, aquel periodista que hoy se lo tilda de “independiente” sencillamente quiere seguir siendo etiquetado como tal. Una investigación que devele lo que denuncia Natalucci lo mandaría directamente a la vereda oficialista y sería estigmatizado desde todos lados al estilo Victor Hugo Morales. Nadie, creo yo, en el ambiente periodístico quisiera ser hoy VHM…

    Me gusta

  23. Boors dijo:

    Así que, Ricardo, lo que está pidiendo es el suicidio mediático de cualquier periodista que hoy por hoy no esté etiquetado como pro-anti. Además que tampoco tendría relevancia alguna esa investigación. No porque el tema no sea importante, que lo es y mucho, sino porque no va a convencer a nadie… Hoy la argentina es de convencidos, de fanáticos que no les importa en absoluto toda la prueba y evidencia que le puedan llegar a mostrar en sus narices, ya sea en contra o a favor del gobierno. La ámplia mayoría de la gente, si no toda, pensaba antes de la intervención del INDEC que ese organismo era la expresión orgánica de un computador que escupía datos como si fuera una calculadora de bolsillo. Nadie se puso a pensar siquiera si antes no se falseaban datos… Realmente no sé porqué se pensaba eso, vaya uno a saber. Hoy es todo lo contrario. Digo lo mismo, vaya uno a saber porqué y en qué se basa esa gente para decir que el organismo tira datos falseados ahora y no antes. En fin… Si es verdad lo que dice Ricardo, poco importa a los fines prácticos, por lo que poco va a traer de bueno para aquel que investigue y denuncie. Lanata fue un visionario al presentar su programa “periodístico” desde un teatro…

    Me gusta

  24. Eduardo dijo:

    Cristina Fernandez de Kirchner, ha probado esta tarde en EEUU que es una mentirosa. Y esto no es un insulto como cualquier honesto lector puede saber, es una caracterización de actitudes que desembocan en esta adjetivación. Pero además, es un compendio de contradicciones y falsedades, estas últimas trascienden a mentiras porque ella bien sabe que lo son y sin embargo las presenta como verdades.
    La disputa por el relato se hace cada día más feroz y a la vez cada día más inútil. La ferocidad aumenta en la misma proporción en que aumenta la imposibilidad de convencer a los hombres libres, de que lo que viven a diario no es el fiel reflejo de lo que el relato enuncia. De todas maneras llama la atención la perseverancia negadora de un alto porcentaje de la población, que sigue ocultando tras los pliegues del deseo, la contradicción entre la realidad y los relatores de la realidad.
    Hoy la Presidente hizo gala de una desfachatez tal, que nos enfrenta al concepto y al sentimiento de la vergüenza de manera impúdica. Como mi representante me sentí avergonzado, aún consciente de no haberla elegido no pude ausentarme de la institución que como argentino me contiene. La vi como todos, así también como los extranjeros, desnuda y con la mentira al aire, verdaderamente mentirosa, y me dio mucha lástima de nosotros.

    Me gusta

    1. fabian dijo:

      En mi TL de Twitter muchas personas se declaraban orgullosos por las mismas declaraciones. ¿Son todos estúpidos y compran el relato mentiroso? ¿Son cooptados y opinan por un sueldo de tuitero pago? Como siempre Edu, el reduccionismo es un mal método para hacer manejables las verdades subjetivas. Las simplificaciones funcionan en algunos procesos matemáticos, pero son imposibles en otros, demostrando que no podemos explicar todo a nuestro antojo y cuando el dos y dos son cuatro pasa a instancias más complejas ya no nos sirven las recetas.
      CFK está en NY en representación de Argentina, y está ahí gracias a la coincidencia con once millones (11.000.000) de electores que comparten con ella una visión de país defectuosa, sesgada, mentirosa y maniquea. ¿Te parece esto tan así?
      ¿Un matrimonio perverso tomó por sorpresa a una sociedad dueña de una eficiente nación productora de materias primas y torció su destino de grandeza sumiéndola en el oprobio y el escarnio mientras le mienten que todo va mejor cual propaganda de refresco imperialista?
      Si esto es así solo tenemos que esperar a 2015, cuando se tenga que ir la que quedó de los dos dejando la llave a quien resulte electo en las urnas, que nos devolverá al sitial de grandeza que merecemos y nunca debimos abandonar. Cuando escucho lo del relato se me erizan algunos pelitos de la nuca, te confieso, porque nunca se cuál es más relato de los dos.
      Argentina es una sociedad crítica, política, en debate, donde nada pasa porque yo lo digo. La ley de medios fue debatida veinte años, y venció ya veinte veces. Los barones de la soja sometieron al congreso la decisión de cuánto impuesto deberán pagar. Los indultos fueron anulados, la ley Banelco dejada sin efecto, las AFJP, la petrolera y la aerolínea de bandera fueron devueltas al control estatal. Se cae la ley de ARTs que era un espanto de inconstitucionalidad, y la reforma de la carta orgánica del Banco Central nos devuelve al lado peronista de los mercados, para bien o para mal. Si hay algo que considero mentiroso es llamar a todo esto “relato”, porque son cosas que están pasando, y cambian nuestras vidas, y las cambiarán por años, otra vez para bien o para mal.
      Nada me impide hacer política en contrario, declararme en oposición y proponer lo opuesto como camino de liberación. Nada lo impide más allá de esas once millones de personas que tozudamente compran relatos y se niegan a desandar el camino recorrido. Pavada de impedimento…

      Me gusta

      1. fabian dijo:

        En algunas cosas sí, en otras no, más o menos como todo el mundo. El que miente constantemente se encuentra forzado a decir la verdad y viceversa, porque en el almácigo de la razón hay como para justificar cualquier cosa, incluso creyéndola de verdad verdadera pero en oposición a las verdades ajenas.
        Escapo de todo fanatismo así que el núcleo duro del kirchnerismo me provoca un cierto rechazo, pero tengo que reconocerles que lo hacen convencidos, como el pastor que cita a Dios o el que te vende la aspiradora de miguitas por TV. Tal vez por eso su discurso encuentre tanta aceptación (fijate que esta no era una de las odiadas cadenas nacionales y sin embargo lo vio “todo el mundo”) y tantas personas le crean. Sirirí Racing Yancar es millonario porque mucha gente cree que hace bien pagándole x dólares para aprender a respirar, mientras que la profesora de yoga de la vuelta de casa tiene un R12 flojo de motor. Así funciona el capitalismo, y el peronismo es muy capitalista, por si no lo habías notado.
        Saludos.

        Me gusta

  25. El participante que aquí firma simplemente “Eduardo” está acostumbrado a huir de las cosas concretas y a apelar a un discurso grandilocuente. Todos sabemos por él que la Francia tuvo un antes y un después, y que ese antes y ese después no fue la revolución francesa sino el asunto Dreyfus, y que la clave del tema Dreyfus no estuvo en el hecho en sí, sino que estuvo en que el escritor Émile Zola no tituló “Yo informo” sino “J’Accuse”. .

    Eduardo es un fanático de su gusto personal. Le gustaría que Argentina fuera un país marxista. Y su gusto personal, si se lo entiende como gusto personal, no tiene en sí mismo nada de malo. Es un gusto como cualquier otro: como las columnas dóricas, como un cuadro de Chagall, como el Kopi Luwak, como un plato exquisito preparado para sí mismo por Hannibal Lecter. Es una estética. El problema es que para hacer su gusto personal no ve reparos éticos, ni ve reparos en contradecirse, ni ve reparos en esquivar los hechos. No ve reparos en disimular las fallas de lógica del marxismo de Marx, el peligro que significan esas fallas de lógica. Está plenamente identificado con Karl Marx (tal vez para identificarse aún más hasta viva del dinero de sus amigos y haya “endosado” a su mecenas algún hijo tenido con su mucama-sierva-proletaria, de la misma manera que los émulos de Elvis Presley se dejan las patillas y se peinan el jopo). Habla de que la sociedad está dividida en burgueses y proletarios, pero si uno le muestra concretamente un gráfico de la población ordenada por ingresos de más pobre a más rico es incapaz de señalar el punto donde finaliza eso que llama proletariado y comienza lo que llama burguesía. El tema para él es que el capital se adueña de la “plusvalía” del trabajador, porque el capital se adueñó de los “medios de producción”. Y según él hay que sacarles a la fuerza a los ricos ese capital, quitarles esos medios de producción. Si un rico -de familia rica-, como Roque Sáenz Peña instaura la ley del voto y de esa ley surge alguien como Juan Domingo Perón y con él alguien como Eva Perón que le da a los más desposeídos el medio de producción para su libertad, eso es trampa, eso es un engaño, porque no hubo sangre derramada de hijos de ricos, no hubo sangre derramada de hijos del zar.

    Ahora viene con que la presidenta (o la presidente) de Argentina “es una mentirosa” (SIC). El propio Eduardo –compendio de falsedades y mentiras que tal vez ignore que los son, dice que CFK “es un compendio de contradicciones y falsedades, estas últimas trascienden a mentiras porque ella bien sabe que lo son y sin embargo las presenta como verdades” . (otro SIC).

    ¿Puede demostrar el tal Eduardo lo que afirma? ¿Puede demostrar el tal Eduardo que lo que dice CFK son mentiras y falsedades y que ella sabe que lo son?

    Yo, que no soy kirchnerista, me pregunto entonces con genuino interés si lo que dice el tal Eduardo será verdad.

    Pero el tal Eduardo no brinda hasta ahora detalles sobre las supuestas mentiras de la presidenta (o la presidente).

    No da siquiera una pista de por qué supone que además de ser mentiras ella sabe que lo son.

    Entonces debo suspender lo que estaba por publicar aquí sobre los interesantes comentarios de quien firma “Boors”, y esperar ansioso la demostración de quien firma “Eduardo”.

    ¿Podrá?

    Ricardo Patricio Natalucci
    DNI: 8.464.942

    Me gusta

  26. marciano dijo:

    ¿Las clases, para Marx, se “dividen” según sus ingresos? Con esa falacia se cae todo lo construido en el comentario anterior. Haciendo uso de su gusto personal, claro.

    Jose Alberto Fontana

    Me gusta

    1. El participante que firma aquí “marciano” [comentario 28] pregunta o se pregunta si para [¿Karl?] Marx las clases se “dividen” según sus ingresos. No aclara qué es lo que lo que lo lleva al tal “marciano” a suponer eso, o dónde cree el tal “marciano” haber leído eso. Luego dice que hay una falacia, pero tampoco indica cuál sería esa falacia, y de la supuesta existencia de esa falacia que cree ver deduce que se habría caído “todo lo construido en el comentario anterior” (SIC), y tampoco indica qué lo lleva a creer eso que dice creer ni a qué comentario se refiere. Finalmente escribe un nombre y apellido: “Jose Alberto Fontana”, y me surge entonces una duda: si “Jose Alberto Fontana” es el nombre y apellido de quien firma “marciano”, si “José Alberto Fontana” es otro seudónimo de quien firma “marciano”, o si quien firma “marciano” está citando algo de algún pensador llamado “Jose Alberto Fontana”.

      Ricardo Patricio Natalucci
      DNI: 8.464.942

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s