Cambios

Termina una semana con cambios. La presidenta Cristina Kirchner decidió pasar el área de Transporte a la órbita del Ministerio del Interior. Florencio Randazzo tendrá el desafío de lograr que el servicio sea eficiente. En gobierno hablan de premio al ministro que armó la agencia de Seguridad Vial que, más allá de la alarmante cifra de accidentes con víctimas fatales que se registra en Argentina, es el primer intento serio de enfrentar esa suerte de catástrofe diaria que se viven en rutas y calles del país. También a su trabajo con los documentos de identidad y la identificación de personas desde su nacimiento. Es decir fue el gestor de pequeñas cuestiones que mejoraron la vida a las personas. La parada no será sencilla. Los antecedentes dramáticos son: un funcionario impresentable como Ricardo Jaime; una tragedia evitable como la de Once y un sistema de subsidios a los empresarios del sector sin control del Estado. Por lo pronto ya  hubo una buena señal, Mauricio Macri y Daniel Scioli aceptaron integrar una suerte de ente tripartito para coordinar el transporte en el área metropolitana. Se trata además de los dos dirigentes con mayor entidad política después de la presidenta.

El otro cambio es la renuncia de Daniel Reposo a su candidatura a Procurador General. Ni su CV ni su historia lo distinguían para el cargo. En especial para reemplazar a un hombre de tanto peso en el Poder Judicial como Esteban Righi. Su postulación fue un error político que, ante el seguro revés en el Senado, se enmienda con una renuncia. Más allá de las acusaciones que lanzó en diferentes misivas el ex candidato, lo cierto es que su salida de escena se “justa y necesaria”. Su mayor capital era la lealtad. Está bien que no alcance. En su momento Néstor Kirchner nombró a notables juristas para reemplazar a los esperpentos nombrados durante el menemismo en la Corte Suprema. Lo de Reposo era un paso en sentido inverso. La nueva candidata es la doctora Gils Carbó, que se desempeña como fiscal desde el 2004.

Por último: el anuncio de la pesificación del plazo fijo de la presidenta. Sin entrar ahora en consideraciones extensas sobre la fortuna de la mandataria, que se multiplicó en la última década. Era incongruente que se le exigiera a la población no comprar dólares con esos datos en las declaraciones juradas. Está claro que lo que vale son las políticas a largo plazo y no los ejemplos aislados, pero el anuncio es también un reconocimiento de un error. La lucha contra la evasión, el lavado y la salida de capitales no se dirime “reprimiendo” a los pequeños compradores que no mueven el amperímetro de la fuga. Las medidas además estuvieron mal comunicadas y peor ejecutadas. Que CFK diga que pesifica es un intento de predicar con el ejemplo. Veremos qué hacen los fieles y los ateos de su credo. Pero vale. En una democracia los ejemplos valen. Un funcionario que vive modestamente y no se aleja de la gente; un ministro de salud que visita los hospitales y habla con los médicos y enfermeros o un secretario de transporte que se sube a un tren; no son la solución pero marcan un camino. Una intención. En ningún gobierno deberían olvidarlo.

Anuncios
Cambios

43 comentarios en “Cambios

  1. Fabián Zarate dijo:

    Te faltó un par de cambios más… Timerman desaparecio de los medios seguro por pedido de la presidente, y otro cambio son los tirones de oreja a A. Fernández que antes no se veían.

    Me gusta

  2. fabian dijo:

    Rey, seguramente Cristina no es tan genial como la llegan a creer sus fanáticos, pero a estas alturas nadie puede dudar de que es una persona muy astuta, y una política como hay pocas en la Argentina.
    El año pasado la (por entonces) impresentable diputada Elisa Carrió cometió la torpeza de hacer público un acuerdo secreto del grupo A, que se había propuesto dejar al gobierno sin presupuesto. CFK puso el grito en el cielo, mandó a sus legisladores a negociar con la oposición para lograr un acuerdo, hizo saber que ningún presidente había quedado sin aprobación presupuestaria desde el retorno de la democracia…
    La bobosición no solo mordió el anzuelo, si no que lo tomó como un evidente signo de debilidad del gobierno, que podrían aprovechar. Entraron al caballo, le lijaron las tablas y lo barnizaron, sin saber que estaban decretando su propia ruina.
    Cinco minutos después del rechazo del presupuesto teníamos a una Cristina sonriente y a una oposición que clamaba a los cielos porque “esta gente” gobernaría sin tener un presupuesto que los limitase. Pero ese no era todo el premio que buscaba el FPV. Iban por todo. Este pretendido golpe palaciego terminaría mostrando a la ciudadanía qué pretendía realmente la oposición al kirchnerismo, y qué pasaría si le recortaba su poder. El parlamento estuvo paralizado casi dos años, y la gente lo recordó al ir a votar en Octubre.
    Bien, todo este prolegómeno viene a cuento de que ¡CFK lo hizo de nuevo!
    Reposo parece la opción barata de las licitaciones que pertenecen al mismo grupo que la opción cara, y se retirará de la puja si salen primero y segundo.
    Cristina sostuvo a Reposo sin mayores argumentos, sabiendo que su CV no daba el pinet. La oposición, una vez más cebada por la aparente debilidad movió la rama hasta que “hizo caer” al postulante, algo que muchos festejaron. Hoy se estarán dando cuenta de que lograron meter por la ventana a alguien que ostenta un CV perfecto, condiciones impecables, y antecedentes que son terroríficos para los principales opositores. La dra. Gils Carbó es declarada enemiga del grupo Clarín, fue la que se opuso a la fusión Cablevisión-Multicanal, la de la ley de medios, la de las pesadillas del líder opositor Héctor Magnetto.
    Parece que la señora sabe defenderse sola.
    Necesitamos una oposición urgente. Ayer en el programa de Nelson Castro se hablaba del 64% de aprobación para el actual gobierno. (No, Barone no, Nelson Castro).
    Es muy difícil que alguna corriente alternativa pueda sobresalir entre tanta chatura, y tanto político de patio enamorado de las cámaras, que les dedican horas y horas a sus “reflexiones” y predicciones de todo tipo. Algunos más parecen hábiles en el arte dramático que en el político. Quién sabe qué nos depara la crisis mundial, la cosa está fea y no se puede dejar todo en manos del peronismo, sin una contraparte en condiciones de fiscalizar. Esperemos que el ying y el yang se recompongan.
    Saludos.

    Me gusta

  3. Bill de Caledonia dijo:

    Cristina le saca varios cuerpos a propios y extraños. Gran virtud y gran problema para una posible sucesión delegada en 2015. Ayer a la noche pasé por Plaza de Mayo: me dio vergüenza lo que vi en la gran mayoría de los casos (personas con 3000 pesos encima en ropa caceroleando por los dólares). Para Clarín y La Nación, lógicamente ha sido el pueblo en la plaza. Pueblo somos todos al fin de cuentas, no?

    Coincido con Fabián, se necesita una oposición fuerte y seria, con agenda propia. Es la única manera de forzar al gobierno a profundizar mucho de lo bueno que hizo. O se correrá el riesgo de caer en una chatura de ideas. Hay buenas señales este año: BCRA, YPF, las reformas que se insinúan en el Sistema DE Transporte, la actualización de leyes y de códigos por parte de equipos técnicos con representación del arco político, etc.

    Hoy mueren 3 chicos por día por problemas relacionados con la precariedad en su nutrición. No debiera haber otra urgencia que esa, ni nada que nos preocupe más aunque hace diez años ese número escendía a 24. Recién cuando sea 0 podremos manifestar alguna conformidad. En el Docke que, es por donde me muevo más seguido, la calidad de vida de los pibes ha mejorado en forma sustancial, pero en días fríos como el de hoy todo lo que se hace es poco y el horizonte siempre queda igual de lejos.

    Estoy convencido de que todos vivimos en un país mejor que el de hace diez, veinte y treinta años. Y creo además, que vamos en un camino sinuoso pero correcto hacia la construcción de un colectivo con mayor y mejor inclusión. El kirchnerismo pareciera ser hoy el mejor instrumento -al menos para mí y una importante mayoría- pero se deberán generar alternativas superadoras dentro y fuera de este espacio político. Será una construcción tan larga como interesante.

    Abrazos y buen fin de semana,

    Me gusta

  4. Fabián Zarate dijo:

    Quiero hacer algunas preguntas: no somos todos pueblo? Todos podemos reclamar o sólo algunos? Sí tengo plata y no estoy de acuerdo con algo no puedo reclamar? Por la pobreza deberíamos salir a reclamar todos, todos los días, pero no lo hacemos y si alguien sale a reclamar por lo suyo nos quejamos. Me parece que solo nos vamos a poder quejar de los piquetes de la abundancia cuando todos (TODOS) salgamos a reclamar por los que menos tienen.

    Me gusta

    1. fabian dijo:

      En mi caso Fabián no me parece mal que proteste el que quiera. Si me molesta bastante la mentira, que le otorga categoría épica a una simple reunión de opositores.
      Esta es la imagen tendenciosa y la exacta, comparadas.
      http://www.subirimagenes.net/show-image.php?id=6a8d030c4e20e9f0d18aa0a9f5b02782
      Ni revuelta popular, ni descontento generalizado, ni nada que se le parezca.
      Y es porque si uno mira detalladamente el contexto se da cuenta de que los pobres no compran dolares, los ricos compran todos los que les da la gana, y hay un sector que quiere comprar dolares con dinero sin declarar, que piensa que la libertad de evadir impuestos debería ser una premisa constitucional.
      Por mí, si quieren, que hagan un cacerolazo por el aumento de las pelotitas de golf, lo que si les pediría es que no me lo vendan como causa nacional, revuelta popular, ni que le hagan creer a los pobres golfistas que están por desalojar a un gobierno constitucional a patadas, como vimos estos días en la tv. Con eso ya estaría.

      Me gusta

      1. La chicana de la plata declarada ya fue, no se puede usar más.
        Es control de cambios hecho y derecho, que podríamos discutir si sirve o no. Si es constitucional o no.
        Lo que me molesta mucho es la mentira y la hipocresía. Que ya roza el cinismo. Es una constante de este gobierno.

        Me gusta

      2. fabian dijo:

        Teniendo en cuenta que el que está en esta situación puede ser a lo sumo el 15% de la ciudadanía, y que el “blue” abarca apenas al 2% del movimiento yo no me preocuparía. Conseguirles los dolares para que no se quejen es mucho mas caro me parece que el berrinche infantil que están haciendo. Argentina no fabrica dólares, tiene que adquirirlos, y no quiero que paguen la diferencia “con la mía” como tanto les gusta decir a los sectores medios.
        Control de cambios entonces para los que nunca estuvieron abarcados por control alguno.

        Me gusta

      3. FabianZarate dijo:

        Fabian,
        No te podes enojar con aquellos que hacen un reclamo, es un derecho constitucional, te puede gustar o no, estar de acuerdo o no, pero no te podes enojar con ellos porque es un derecho que tienen (a reclamar aquello que no les parece justo), y los cacerolazos no son solo por el dolar, también son por la forma que tiene este gobierno para tomar las medidas que solo a ellos le parecen necesarias. Si la compra de dolares por parte de la ciudadanía es solo del 3% de la población dejalos que compren, de manera oficial, obvio, si total no te mueve la aguja… que hagan mas controles para que no se venda dolares en negro y listo (no controlarlo como dice A. Fernandez porque es un delito).
        En cuanto a “la mentira que le otorga categoría épica a una simple reunión de opositores” en todo caso enojate con los medios que lo muestran como quieren, pero no con los que reclaman (porque ellos no imprimen los diarios). Me parece que hay que gobernar para las mayorías y también para las minorías, si a los pocos que tienen plata les quitan un derecho constitucional entonces hacen bien en reclamar, cuando se quebranta un derecho todos deberíamos reclamar, por eso el otro día dije que por los pobres deberíamos reclamar todos, todos los días.

        Me gusta

      4. fabian dijo:

        De verdad no estoy enojado.
        Sobre las verdaderas intenciones de la protesta podés darte una vuelta por el blog de Diego Faur, (Mundo Perverso) y fijarte en el último post, donde muestra a los noteros de 678 haciéndose pasar por la CNN para no ser agredidos, y recibiendo como respuesta los disparates más espantosos que nuestra clase cipaya puede brindar. Intenciones destituyentes, pedidos de intervención estadounidenses, etc, etc. Lamentable.
        No me sorprende porque convivo con esta clase de personas por cuestiones laborales y en privado dicen cosas mucho peores. Estoy acostumbrado. Pero no quiero que me mientan con supuestas demandas republicanas porque no es cierto. En otros programas filmaron simbolos svásticos y skinheads. Nunca fui a una marcha nazi y si aparecieran donde estoy me retiraría del lugar, cosa que estos manifestantes no hicieron.
        Igual me parece bien que estos grupos minúsculos de segregacionistas sean tolerados porque la democracia está muy por encima de estas disputas extremistas.
        Saludos.

        Me gusta

      5. Eduardo dijo:

        Primero, no hay democracia cuando unos poseen todo y el resto nada, en este contexto el supuesto acto de elegir no oculta ser la excusa para afirmar que esto es una democracia, razón por la cual todo el sistema de propaganda burguesa aplaude como foca “el sublime acto eleccionario”
        Frente a este panorama, la lógica formal nos indica que si hay alguien que posee todo, posee también el poder frente al que no tiene nada, de lo que se deduce que el gobierno de este engendro de injusticia y desigualdad que denominan democracia, es el gobierno de los que tiene todo o sea de la minoría, que a contrario sensu de lo que deduce FabianZarate son los que tienen todos los derechos, aunque siempre les parezca poco, que es de lo que se queja fabian.
        La especificidad de este aparente galimatías social es que todo gobierno capitalista debe hacer equilibrio entre diferentes intereses burgueses que son capaces de asesinar a sus mamitas por quedarse con el pedazo más grande de la torta, y el agrario ya ha asesinado a varias doncellas en este país oligárquico.
        La bosta de la que habla fabian es la esencia del aparato cacerolero, al que se le suman otarios palermitanos que escuchan campanas y no saben donde. Seguro les molesta ciertamente los deslices groseros de institucionalidad del “gobierno montonero”, deslices que sus peinados con claritos no soportan, imbuidos ellos de una moral impoluta, siempre y cuando no me toquen mi ombligo dolarizado.
        Se reproduce aquí, la experiencia de la oligarquía chilena cuando inventó el caceroleo contra el gobierno de la Unidad Popular de Salvador Allende, la oligarquía es la misma, lo que no es lo mismo es el proceso político de ambos países y mucho menos sus gobiernos, lo que indica que cada día que pasa el sistema de explotación aguanta mucho menos el sostener el régimen democrático burgués o farsa de democracia.
        Aplaudir a este gobierno #procapitaslitaserio es bancarse la esencia de su sustento, así de contradictorio es el asunto, y si no preguntarle a Grobocopatel, Ledesma o la Barrick Gold Corporation.

        Me gusta

      6. Hay de todo en una manifestación. Y con un cronista disfrazado puedo conseguir que en una manifestación k digan que hay que fusilar a Macri o incendiar Barrio Norte.
        El tema de control de cambios es una decisión económica.Para mi es al pedo y un reconocimiento de que estamos en crisis.
        Cuando se mete con ciudadanos privados y sus ganas de comprar, acepto que se niegan a venderme dólares a 4,50 que es un valor insostenible. Por supuesto no siento ningún impedimento ético en operar en el dolar blue. Es mi plata, bien ganada. No le reconozco potestad al Estado en prohibirme algo normal, como si me prohibieran fumar en mi jardín o tomar alcohol, de hecho no tengo problemas en hacerme traer vino por un delivery a las 11 de la noche aunque este prohibido. Hay temas personales en los que no acepto jurisdicción del Gobierno. Estan por despenalizar el faso y me parece bien.
        Con el tiempo la gente se va a acostumbrar al tema del dolar paralelo, como pasaba hace 20 años. No va a haber indignación, pero tampoco ninguna sanción social.

        Me gusta

      7. Anarco no. Pero no acepto limitaciones en lo que considero mi esfera privada e íntima de decisión.
        Hay mucho consenso social en traspasar determinadas leyes y reglamentaciones. Incluso en derechos de propiedad. Muy poca gente del común reconoce la propiedad intelectual como un derecho absoluto. De hecho se estudia abogacía con libros fotocopiados. De ahí viene que todo el mundo baja canciones sin culpa, o nadie se sonrojaba cuando decía que vio determinada serie en Cuevana.
        Pasa lo mismo con las prohibiciones. Cuando la gente las piensa como irrazonables o invasivas, hace caso omiso.
        Ni hablemos del consumo de drogas. Dudo que haya habido alguna vez una denuncia en la comisaría sobre un vecino no molesto que consumía drogas. Por más penalizado que este, la gente lo toma como un tema privado de cada uno. Ahora esta por despenalizarse, lo que me parece muy bien. De hecho si un fiscal me pidiera que atestiguara que alguien estaba fumando porro y yo efectivamente lo vi, posiblemente cometería perjurio sin culpa.
        Lo del dolar va en contramano de una época en que se van reconociendo progresivamente más derechos, no menos.

        Me gusta

      8. fabian dijo:

        Esto lo charlamos cuando empezó esta historia (histeria) hace como un año. Yo cuando tengo algo para guardar, lo hago en dólares. Será una tara, será que no confío, será que…bueno, no sé qué será, pero si tengo dólares me siento más cómodo aunque pierda.
        Lo que no haría es salir a la calle contra un gobierno constitucional porque no quiere venderme divisas de otro país, o si no quieren repartir “Porro para todos”.
        Si quiero dolar, me lo conseguiré, lo mismo si quisiera cigarrillos o electrónica de contrabando, o porro o extasis. No es una cuestión del estado proveerme, eso es un disparate. Las cosas que están prohibidas se harán igual, tratando de que el resto no sea molestado por esas actitudes. Yo tuve sexo en el parque unas cuantas veces, pero nunca en el tobogán a la salida de los chicos de la escuela y reclamando a gritos por mi derecho, diciendo que todos cojen. Ahí es donde necesito del tan esquivo sentido común, me parece.
        Entiendo que las personas que nunca fueron controladas y pudieron comprarse miles de dólares, BMWs y viajes a Europa en el pasado sin contestar una sola pregunta acerca de sus patrimonios ahora ven como restrictivo que aparezcan los controles del estado, pero estos mismos controles son los que siempre se desgañitaron reclamando, y cuya falta nos hacía una republiqueta bananera.
        Recuerdo el embeleso que existía cuando se subía al subte un cronista televisivo usando una tarjeta magnética de débito en Europa o Hong Kong, y cómo se nos explicaba que “allá” no necesitaban monedas, porque la tecnología hacía el trabajo sin que el usuario moviera un dedo. Pues bien, al implementarse acá la SUBE empezaron a aparecer personas muy enojadas que acusaban a Cristina de estar “vigilando” donde iba cada uno… Más pasados de pavotes no podríamos estar, y mas cuando se trata de oponerse a todo a como de lugar. Hasta vergüenza ajena siento muchas veces, lo confieso.
        Saludos.

        Me gusta

      9. Yo tampoco me hago ningun problema para conseguir las divisas que estime necesitar. Y en estos meses que estoy vendiendo dólares la verdad es que este deselote me beneficia mucho por ese lado.
        Pero hay gente que quiere actura siempre en la legalidad, (mi madre por ejemplo), y yo respeto eso.
        En cuanto al control de las exteriorizaciones de riqueza, y su consistencia con los mimpuestos pagados, eso se hace dejando gastar al sopechoso y registrando el hecho, para después caerle con todas las pruebas. Esa actitud “preventiva” de no dejarlo gastar en ciertas cosas, desde el punto de vista del control de la evasión es una farsa.

        Me gusta

  5. Eduardo dijo:

    “Un funcionario que vive modestamente y no se aleja de la gente; un ministro de salud que visita los hospitales y habla con los médicos y enfermeros o un secretario de transporte que se sube a un tren; no son la solución pero marcan un camino.”
    La solución se vislumbrará el día que un ministro de salud se interne y opere en los hospitales que coordina y el secretario de transporte viaje en tren diariamente a su trabajo. Que hagan todo lo contrario habla de la farsa de su trabajo.

    Me gusta

  6. Eduardo dijo:

    Mentirosos y mentirosas

    Por: Martín Caparrós | 31 de mayo de 2012

    Seré breve: Lanata fundó y dirigió Página/12. Otra vez: Lanata fundó y dirigió Página/12, y parece un chiste que yo esté escribiendo esta frase. Es público y notorio y comprobable que Jorge Lanata imaginó y fundó Página/12 en los primeros meses de 1987, que le inventó el estilo, que lo dirigió durante varios años y que convocó a los mejores periodistas que pudo convencer, que también contribuyeron a formarlo.

    Digo: Lanata fundó y dirigió Página/12, y parece chiste que yo esté escribiendo esta frase –o que esta frase deba ser escrita– pero ese diario acaba de cumplir 25 años y lo celebró con un número especial que incluía a la mayoría de sus plumas actuales y ninguna –ninguna– de ellas hizo la menor referencia a Jorge Lanata: lo desaparecieron de su historia. Como si el diario hubiera salido solo, por generación espontánea, sin director, sin creador. O como si lo hubiera hecho un ente anónimo, secreto, clandestino. Va de nuevo: un suplemento de 40 páginas donde los periodistas y editores de un diario cuentan los principios de ese diario pero no nombran a su fundador y primer director. Lo callan, lo niegan. Y dicen que son periodistas. Todo terminó ayer miércoles cuando la señora presidenta de los argentinos, la doctora Jorgelina Griñones de Velotti, fue a una fiesta organizada para seguir celebrando tan magno evento y peroró y tampoco lo nombró –“la verdad que no quiero olvidarme de nadie”, dijo, y nada–, y otros peroraron y tampoco.

    Nadie recordaría aquella foto de Lenin con Trotsky si Stalin la hubiera hecho publicar con un epígrafe tipo “el exiliado León Trotsky antes de traicionar a la revolución”. Pero nos acordamos porque lo que Stalin hizo fue borrar la imagen de Trotsky de la foto: borrarlo de la historia. Por eso aquella foto fue un símbolo de un régimen siniestro. Más allá de los personajes: los procedimientos.

    Se pueden discutir lecturas de la historia, interpretaciones de la historia, explicaciones de la historia. Pero no ciertos hechos precisos de la historia. Cambiarlos no se llama discutir: se llama mentir. Y si se tiene poder –el poder de reescribir esa historia desde un diario o un púlpito o un trono–, se llama abuso de poder, autoritarismo, estalinismo, canallada.

    No estoy hablando de Jorge Lanata. A veces acuerdo con él, a veces no, es mi amigo, lo quiero, pero no es importante en este asunto. Y el asunto tampoco: en última instancia, que Lanata haya fundado o no Página/12 no es relevante. Es relevante –impresionante– que esas personas se ensucien así por algo tan menor. Es relevante que unas personas se crean que pueden falsificar gratis, y que ofrezcan con esto un ejemplo demasiado obvio de lo que hacen tan a menudo, tantas veces.

    Digo: estoy hablando de unos idiotas que se creen que los demás somos tan idiotas como ellos y que pueden engañarnos con mentiras berretas. Estoy hablando de una banda de mentirosos y mentirosas que se jactan de respetar la Verdad y la Memoria y se cagan en cualquier verdad y cualquier memoria que no les guste o no les sirva, y se creen que pueden inventar cualquiera que sí, incluso cuando casi no importa –y más, por supuesto, cuando sí.

    Estoy hablando de personas penosas, peligrosas. Personas que me están dando miedo. Por eso estoy hablando.

    Me gusta

  7. PatricioB dijo:

    Nunca Caparròs fue santo de mi devociòn. Reconozco que en lo intelectual no le llego ni a las suelas de sus zapatos, pero en lo ideològico estàbamos en las antìpodas (ahora, no lo se). Jorge Lanata tampoco fue santo de mi devociòn. Su aire de estar de vuelta de todo, su aire de casi cìnica sobervia, nunca me despertò grandes simpatìas, lo tenìa encasillado ideològicamente en lo que ahora podrìa llamarse “un progre”, o un “zurdito soft” (ahora, tampoco lo se).
    La cosa empezò a cambiar para mi, respecto a estps personajes, cuado Caparròs reconociò el camino equivocado que habian tomado los Montos, y la “traiciòn” infame de Paenza y sus dos laderos a Jorge Lanata cuando le “birlaron” el programa de TRV, aprovechando una mas o menos prolongada nota en el extranjero.
    Y ya me empezaron a resultar simpàticos cuando comencè a leer varias notas de Caparròs “dàdole con un caño”, con un excelente estilo literario, a las trapisondas y barbaridades que impunemente el actual Gobierno(?) se jacta de llevar a cabo. Lo mismo me ocurre con Lanata. puesto en la vereda de enfrente, dice las cosas que todos deberìamos y quisieramos decir, respecto al actual Gobierno(?), y lo hace con suma inteligencia y habilidad, usando un lenguaje simple, entendible y respetuoso.
    Bien por Caparròs. Bien por Lanata.
    Cuando dos personajes de esta talla se enfrentan a los que en algùn momento fueron del mismo riñòn, me reconforta bastante ya que me hace ver que yo no estaba tan equivocado.

    Me gusta

  8. Antonio María Falcao dijo:

    Desde este punto precario de lector sin tiempo que a los saltos picotea un poco por acá otro por allá, puedo recordar algo de aquel libro “Un día en la vida de Dios”. Creí que lo que Caparrós pensaba acerca de lo que se crea va o no a seguir el camino del que es su creador, seguía perteneciendo a la categoría de la Duda. Lanata fue Jorje Lanata. Y lo fue porque estuvo al lado de E. Teffenberg, O Soriano, H. Verbitsky, Pasquini Durán… Yo no lo puedo reconocer hoy que lidera el grupo de espectadores que antes Siguieron a un Neustadt. La culpa no es de la presidenta. La obra que desarrolló Página sigue su camino. L.Lanata siguió un camino extremadmente raro, parecido a una metamorfosis no explicada por las modernas transgénesis artificiales que otros dioses que operan en virtuosísimos laboratorios sobre ciertos organismos vivos pueden producir. Su punto de partida fue riquísimo. Su precariedad moral actual es el dato que desvaneció aquel lejano punto de partida. Escribo esto con un poco de dolor. Pero es inevitable reconocer que es muy distinto estar al lado de E. Tiffenberg que al lado de una poderosa multinacional imbrincada con Godman Sachs, por ejemplo. Por el camino de Caparrós debe preocuparse él y su hermandad con el conocido diario español para el que opina.

    Me gusta

  9. Eduardo dijo:

    Argentina: La movilización popular impidió que una base de EEUU se instalara en el país D
    por Kaos. Argentina
    Miércoles, 06 de Junio de 2012 01:41

    Argentina: La movilización popular impidió que una base de EEUU se instalara en el país
    Gobierno argentino abortó instalación en el Chaco de base militar estadounidense que daría “apoyo humanitario y sanitario” por la resistencia civil en forma de movilizaciones, mensajes, cartas, solicitadas amplios sectores del país e internacionales.

    Chau Base del Comando Sur en el Chaco

    Otra victoria de la movilización popular. Después de dos multitudinarias caravanas del pueblo chaqueño, y cientos de mensajes de protesta llegados desde todo el país, repudiando el intento del gobernador Jorge Capitanich de instalar una base del Comando Sur norteamericano en la provincia del Chaco, el gobierno nacional ha decidido dar marcha atrás con la instalación de la misma.

    A pesar del silencio mediático que rodeó durante todos estos meses la grave e inconsulta decisión de Capitanich (solo los medios alternativos y muy pocos medios comerciales informaron sobre el hecho), la movilización del pueblo chaqueño, integrado en la Asamblea Popular contra la Base, fue un factor clave para que el proyecto sufra un súbito parate y ahora se ha decidido desmontarlo.
    De todas maneras hay que estar atentos a cualquier nuevo intento del comando sur de hacer pie en territorio argentino, como ya lo han hecho en varios países del continente.

    Hispan Tv daba la noticia así:

    Argentina ha suspendido la instalación de una base militar del Comando Sur de EE.UU. en la provincia del Chaco, en el noreste del país.

    Los representantes diplomáticos y militares estadounidenses ya habían suscrito de antemano los acuerdos necesarios para la instalación de dicha base con el gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, sin embargo, la cancillería y el ministerio de Defensa argentinos suspendieron todos los acuerdos firmados entre las partes.

    El proyecto había sido presentado públicamente como un centro de ayuda humanitaria para hacer frente a catástrofes naturales o epidemias. El sitio elegido para su emplazamiento fue el aeropuerto de Resistencia, capital de la provincia. En su predio se construyeron dos edificios, financiados por el Comando Sur, que depende del ministerio de Defensa de Estados Unidos.

    Washington tenía previsto inaugurar la base a finales de mayo, no obstante, fue testigo del rechazo de los chaqueños que se opusieron a la instalación de la base militar, pues según ellos, su principal objetivo era controlar los recursos naturales estratégicos de la zona. La misma idea incitó al gobierno de Cristina Fernández a adoptar una postura tan firme y discreta.

    Cabe destacar que Capitanich es un aliado de la presidenta argentina, pero sin duda, su disposición para complacer los intereses estratégicos de EE.UU. han acabado dañando las posturas que ha adoptado el gobierno argentino dentro del Mercado Común del Sur (Mercosur), la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), bloques regionales que excluyen a Estados Unidos.

    Mientras tanto, el pasado 22 de mayo, el gobernador del Chaco aclaró que las instalaciones en el aeropuerto de Resistencia servirán de sede permanente a la Defensa Civil. Ese mismo día envió al poder Legislativo un proyecto para modificar la Ley de Defensa Civil de la provincia. En él se prohíbe expresamente la injerencia de cualquier Estado extranjero en caso de emergencias y catástrofes.

    En diciembre pasado, Capitanich recibió a una delegación encabezada por el ministro consejero de la embajada estadounidense, Jefferson Brown, quien dijo que el centro constituye uno de los proyectos más importantes que el gobierno norteamericano tiene con Argentina.

    Por su parte, las organizaciones sindicales y civiles chaqueñas lanzaron una advertencia hace ya 4 años sobre los riesgos de la presencia del Comando Sur en la zona, recalcando que los mecanismos de ayuda humanitaria podrían y deberían articularse con los Cascos Blancos, la Organización Panamericana de la Salud, Unicef o la Cruz Roja.

    El Comando Sur de Estados Unidos o USSOUTHCOM (United States Southern Command en inglés) es uno de los diez comandos perteneciente a los Estados Unidos desplegados en el mundo que abarca el área relativa al sur del continente americano, América Central y el Caribe. Dicho comando se halla ubicado en la ciudad de Miami, Florida.

    Me gusta

  10. PatricioB dijo:

    La dinàmica de èste Blog se ha venido abajo desde la desapariciòn de emblemàticos personajes que fogoneaban los debates, violentos algunos, mesurados otros, pero interesantes y pintorescos todos.
    Làgrimas Negras, Aguante Jauresche, Aquiles, majo, y las fèminas en general, ponìan su toque muy particular y hacìan trepidar la tribuna cuando se planteaba un tema urticante.
    Creo que esto se “intelectualizò” demasiado. No se si para bien o para mal. Pero me gustaba mas, mucho mas, cuando hace un par de años atras nos “matàbamos” verbalmente, y estoy seguro que si el entrevero hubiera sido frente a frente, hasta las manos habrìamos llegado.
    Pero bueh…. todo tiene su tiempo. Todo tiene su cima y su sima. Todo cambia….

    Me gusta

  11. Eduardo dijo:

    En cierta forma tenes razón Patricio, pero creo que además se han sumado varias causas más. Por ejemplo: Reynaldo casi no aporta sus comentarios y además, la política nacional ha descorazonado a varios, el gorilaje ha comenzado a emerger del propio discurso gubernamental. Saludos

    La importancia de llamarse blue

    Por: Martín Caparrós | 15 de junio de 2012

    La idea de llamar a un dolar blue fue algo parecido a una genialidad. O, por lo menos, una buena avivada –que es lo que últimamente se llama genio en la Argentina. Pero algo tuvo. Si se trataba de disimular el negro del mercado negro podrían haberle puesto azul –o violeta o mostaza o bermellón con pintas– pero no: fue blue, su sonido suave, soñador, su prestigio berreta meidinusa. Blue nos llena de añoranzas; para agregarle matices tenemos la blue hour, cuando todo empieza a terminarse, y el valor de blue como tristeza o más bien melancolía, y los blues y su rythm, y tantas otras cosas que el dinero no puede comprar.

    Pero, sobre todo, blue cumple el cometido de ciertas voces argentinas: hacer que un delito se vuelva algo simpático. En la lengua patria un soborno es una coima, una falsificación una truchada, contrabandear es bagayear, secuestrar solía ser chupar y hablar pavadas es hacer política. Así, el dólar ilegal es blue. Y como es blue ni siquiera un zorro viejo –aunque levemente craquelé, el senador Fernández- se dio cuenta de que no podía salir a decir que el gobierno pondría precios máximos a una mercadería delictuosa. Se confundió, se dejó llevar por la confianza blue. Fue un buen blooper y fue, en todo caso, más tolerable que su número vivo previo.

    –Los argentinos tienen que empezar a pensar en pesos.

    Dijo famosamente. Cuando el verbo pensar viene precedido por la forma “tener que”, suenan alarmas, chicharras y sirenas. Pensar es un problema para ciertos poderes; tener que pensar, en cambio, es la fórmula perfecta del poder absoluto.

    –Usted, Caparrós, tiene que pensar que acá está todo bien.

    –Sí señorita.

    –Y tiene que pensar que los dólares tampoco existen.

    –Sí señorita.

    –Y tiene que pensar que…

    –Sí señorita, claro señorita, lo que usted diga señorita.

    –¿Cómo lo que yo diga, Caparrós?

    –Disculpe. Lo que usted piense, señorita.

    Que tenemos que pensar en pesos, dijo. Y después lo repitieron todos los suyos, y finalmente la señora dijo que estaba tan de acuerdo que iba a vender sus millones de dólares para ser riquísima en pesos, que es la moneda en que tenemos que pensar.

    Y en eso están: viendo cómo hacen para que pensemos en pesos. Lo cual, en principio, no esá mal. Es cierto que un país que no cree en su propio peso debe ser muy difícil de llevar -y más fácil de hundir. Y los argentinos, por no creer, no creemos en nuestra moneda ni en nuestras instituciones financieras, así que las transacciones que importan se cierran con fajos de dólares. Hay muchos países donde usar dinero contante resulta sospechoso: muchos donde nadie pagaría nada más o menos caro –una cena, digamos, un coche, un pantalón, un viaje a Santa Rosa– con dinero. El capitalismo se ha complicado tanto que tener billetes significa cada vez más haberlos obtenido de algún modo confuso, probablemente ilegal; el dinero con garantía de origen se mueve por los circuitos financieros y se paga con tarjetas o transferencias o a lo sumo cheques: nunca con billetes.

    Es una etapa más de ese largo proceso de abstracción que ya lleva milenios: desde que hombres se dieron cuenta de que no era indispensable llevar una vaca hasta aquel mercado para cambiarla por un cuchillo de bronce; que podían primero cambiar la vaca por dos piedritas de oro y que con esas dos piedritas se comprarían el cuchillo –e inventaron el valor abstracto.

    Y después aquel rey a quien se le ocurrió acuñar piedritas de un tamaño fijo y ponerles un sello que dijera que allí había un gramo de oro y que él con su autoridad lo respaldaba –e inventó la moneda.

    Y después aquellos señores venecianos que pensaron que si un intrépido navegante no quería cargar los 1000 escudos que necesitaba para comprar pimienta en Estambul podía entregárselos y que ellos a cambio le darían un papel que dijera que le debían 1000 escudos menos 50 por el servicio y que su socio en Estambul le pagaría al navegante, contra presentación de ese papel, 950 escudos de oro –e inventaron los cheques.

    Y después ese banco que decidió que si hacía cheques por cantidades fijas que cualquiera pudiera usar, servirían como moneda para cualquier transacción –e inventó los billetes, y después los Estados nacionales los adoptaron y los convirtieron en papel moneda, símbolo y propiedad de todo país que se precie.

    El proceso de abstracción del valor es fascinante –y ahora, queda dicho, pasó a esta etapa en que ya no hay siquiera trozos de metal o papelitos: cifras en la pantalla. Pero los argentinos, con cierta lógica, con cierta salud, nos resistimos a ese paso.

    Tenemos la excusa perfecta: los bancos no son fiables. No son reparos ideológicos del estilo brechtiano –“¿qué es robar un banco comparado con fundarlo?”– sino fácticos, personales: les dí mi plata y no me la devolvieron. Y el gobierno no trabajó para restablecer esa confianza. Le habría convenido: la bancarización es una forma de represión y control social mucho más eficaz –y más tolerada– que los perros que husmean dólares y los sabuesos de la afip que huelen todo el resto.

    Ese control es el que evitamos –so pretexto de desconfianza y corralito. La desconfianza por los bancos justifica la falsificación: nadie paga por banco lo importante porque eso dejaría constancia de cuánto y a quién, y los argentinos no queremos ese tipo de Memoria –nos negamos a cualquier memoria económica: mentimos como chanchos, registramos las propiedades por la mitad de lo que valen, esas cosas. Pese al miedo, valientes, nos arriesgamos a llevar los valores escondidos en los calzoncillos con tal de que no pasen por el banco.

    Por eso seguimos en la etapa billete. Pero, para eso, necesitamos un billete en el que podamos depositar –depositar– nuestra confianza. El peso nunca lo logró.

    Habría podido: hace unos años estuvo a punto y no había quién se comprara un dólar, ni razón para hacerlo. Pero llegó el sabotaje del Indec. Cada vez estoy más convencido de que, cuando se empiece a historiar este período, la decisión de falsificar las cifras de la inflación va a figurar como el gran quiebre. El momento decisivo de este proyecto: cuando decidieron de una vez por todas que la realidad no era tan importante. Gracias a la inflación falseada, el peso empezó a convertirse una vez más en una moneda discutible, sin valor preciso.

    Y con aquella medida dijeron, alto y claro, que trampear estaba permitido. No es que necesitemos mucho para creerlo, pero nos la pusieron fácil: reafirmamos –con cierta razón y con buenas razones– que engañar al fisco es lícito en la medida en que el fisco se dedicó a engañarnos a nosotros.

    No creemos en el Estado, y el Estado hace todo porque no le creamos. Pero después se desespera porque, cuando lo necesita, no le creemos. Y entonces buscamos unos billetes que sirvan para guardar sin que los bancos puedan quedárselo o el Estado averiguarlo, y resulta que los pesos no sirven para eso porque nadie sabe cuánto valen de verdad. Y entonces los que hicieron que esos pesos fueran tan discutibles nos dicen que nos dirán cómo tenemos que pensar: en pesos devaluados por la mentira del Indec. Son tonterías, pero embarran la cancha, les complican las cosas.

    Y ahora las noticias que llegan a Sudán dicen que el blue ya no es el único otro dolar; que también están apareciendo el green –por los arbolitos–, el celeste –para comprar casas–, y el Aníbal y siguen firmas. Es la reconstrucción, lenta pero segura, de un país confuso, donde nada está claro, donde las reglas pueden ser rectas, sinuosas, quebradas o supercalifragilísticas. A mí me gusta; a los empresarios, a los gobernantes, a los asalariados no –y a mí, al final, tampoco. Debería recuperar mi vieja fe en las crisis; por ahora, me corrompe la experiencia de que –en general– no sabemos aprovecharlas para construir nada mejor.

    La prueba, esta Argentina.

    Me gusta

    1. Parece que hacer un “copy” de cualquier cosa de escriba por allí Martín Caparrós, y luego pegar eso en el blog de Reynaldo Sietecase tiene por sí mismo algún tipo de mérito, algún valor. En el mundo obtuso de los bandos lo importante es hacerlo, y lo que diga Caparrós no importa. Si bigotedemabubrio Caparrós dice –refiriéndose a aquel fin de enero de 2007 que “llegó el sabotaje del Indec”, el del copy bien puede olvidar que viene de reconocer que está de acuerdo con que el Indec anterior a ese 2007 era exactamente lo que dice la causa penal 15552/07, y que implícitamente en consecuencia lo de Caparrós es –en el mejor de los casos- superficial.

      Me avergüenza vivir en una sociedad de estúpidos, en una sociedad de inmorales, en una sociedad de bandos.

      Ricardo Patricio Natalucci
      DNI 8464942
      Ex supervisor de campo del INDEC 1980-1982
      A cargo de la supervisión de fórmulas de cálculo y metodología de IPC 1983-1985
      En tareas de asesoramiento para la secretaría de Planificación de Presidencia de la Nación 1986-1991

      Me gusta

      1. Siempre es lamentable ver a esa auto pretendida elite intelectual de izquierda contradiciéndose, dejando aflorar su autoritarismo, y, una vez ya sin argumentos racionales, limitándose a ignorar la defensa de legítimos derechos de los más pobres en un caso de la realidad, concreto y sin palabrerías, como es el derecho a la participación democrática en las estadísticas. Tal vez sea porque lo que se plantea no es una de sus obtusas por lo arcaicas banderas clasistas medievales; quizás porque parte de alguien que consideran o intuyen que no es uno de ellos. Corporativismo al fin entonces, mezquindad, política de bandos.

        Ricardo Patricio Natalucci
        DNI 8464942
        Ex supervisor de campo del INDEC 1980-1982
        A cargo de la supervisión de fórmulas de cálculo y metodología de IPC 1983-1985
        En tareas de asesoramiento para la secretaría de Planificación de Presidencia de la Nación 1986-1991

        Me gusta

  12. fabian dijo:

    Hoy se cumplen cincuenta y siete años del mayor atentado terrorista que haya sufrido nuestra república. Los elementos subersivos actuando con aviones robados a la propia marina de guerra a la que pertenecían bombardearon la ciudad abierta de Buenos Aires asesinando a varios centenares de civiles e hiriendo a otro tanto.
    Algunos meses más tarde este mismo grupo terrorista tomó el poder, por lo que estos subversivos nunca fueron castigados por sus crímenes, e incluso continuaron ascendiendo en el ejército usurpado por la sedición. Uno de ellos era el que luego fuera intendente de la ciudad de Buenos Aires en una posterior dictadura apátrida (esperemos que la última), apellidado Cacciatore.
    Que en paz descansen los civiles asesinados por estos cobardes que usaron las armas de la nación para asesinar a sus propios compatriotas.

    Me gusta

    1. Y estremece ver lo que son las paradojas y la gran estupidización a la que lleva la enfermedad de los bandos: Rodolfo Walsh en un artículo publicado con su firma en 1956 en la revista Leoplán con motivo de apologizar a la revolución llamada Libertadora y al golpe de estado del 16 de septiembre de 1955, elogió y presentó como héroes a quienes habían sido el 16 de junio de 1955 autores de esa cobarde masacre contra el pueblo indefenso, a los autores de esa escena dantesca a la que bien podría llamarse el Guernica Argentino, y hoy está de moda homenajear a Rodolfo Walsh, y escuelas, bibliotecas, y una estación de subte llevan su nombre.

      Me avergüenza pertenecer a una sociedad de ignorantes; a una sociedad de inmorales; a una sociedad de estúpidos.

      Ricardo Patricio Natalucci
      DNi 8464942

      Me gusta

    2. Tal vez sea demasiado benevolente hacia la institución decir que no era la marina de guerra sino “elementos subversivos actuando con aviones robados a la propia marina de guerra a la que pertenecían” los que bombardearon a cientos de hombres, mujeres y niños indefensos aquel terrible 16 de septiembre de 1955. ¿Eran subversivos infiltrados o era la propia marina de guerra? ¿Robaron los aviones o los tenían institucionalmente asignados? Pero al espanto de ese día se suma hoy una paradoja: Rodolfo Walsh en 1956 publicó un artículo en la revista Leoplán presentando como héroes a esos elementos, y hoy se homenajea a Rodolfo Walsh, y escuelas y bibliotecas, y una estación de subte llevan su nombre. Me avergüenza vivir en una sociedad de estúpidos, en una sociedad de inmorales, en una sociedad de bandos.

      Ricardo Patricio Natalucci
      DNI 8464942

      Me gusta

      1. fabian dijo:

        Señor Ricardo, como son hechos históricos, es fácil darse cuenta de que no era el total de la institución observando lo acontecido en Junio del año siguiente con el general Valle comandando una rebelión para restituir al gobierno constitucional. Por primera vez en la historia moderna del país se fusiló a los protagonistas de un golpe fallido, lo que demuestra la importancia que tenía ese movimiento para la autoproclamada “Revolución libertadora”.
        Sobre los Gloster Meteore utilizados en el atentado: No existía ningún plan de vuelo que los involucrara, ni estaban en misión oficial, y ni la cruz pintada en su fuselaje ni la inscripción Cristo Vence son oficiales, por lo que puede presumirse que se trató de una misión clandestina, cuyo objetivo principal era asesinar a Perón. El mismo hecho de huir al Uruguay posteriormente al atentado con el equipamiento militar demuestra que no se trataba de un acto de guerra legal, sino de una acción terrorista. De hecho, cualquier soldado que huya de su propia fuerza llevándose su pertrecho militar es considerado un desertor y un traidor.
        Rodolfo Walsh no era peronista, era marxista, y había “entrado por la ventana” del peronismo intentando cooptar a las masas, que les eran esquivas. Una teoría que más tarde demostraría no solo ser equivocada, si no que además los llevaría al desastre.
        Entre las muchas corrientes y teorías de la época había una que decía que había que buscar al pueblo y conducirlo a la revolución, allí por donde esta pasara (somo si fuera el colectivo 60).
        Otros creían en la teoría foquista, y formaron pequeños grupos revolucionarios siguiendo la idea de Lenin, de que no se podía esperar a ser cinco mil para actuar. El FAL y Tacuara destacaron rápidamente del resto, y otro tanto hacía el Che en Bolivia, entregando a cambio su vida. Otros transformaron Tacuara en Montoneros, tal vez inspirados en alguna especie de Harri Batasuna o en la OLP, porque otra de las locuras de la época era pretender traspolar todo y aplicar recetas de lo más variadas y extrañas tratando de reproducir fenómenos sociales que casi siempre resultan ser únicos e irrepetibles.
        Saludos.
        PD: Feliz día del padre para todos los comentaristas.

        Me gusta

      2. Eduardo dijo:

        Fabi, Lenin no era foquista y mucho menos guerrillerista, la frase a la que te referís, tenía que ver con lo político no con lo militar. La teoría en boga en los 60/70 era guevarista y la frase de Guevara de la época era algo así como: ocho boludos en un bote hicimos la revolución. Abrazo

        Me gusta

      3. Al participante que firma simplemente fabián: Usted argumenta que no era el total de la institución y yo jamás dije que hubiera sido el total. Pero entre que no haya sido el total y que se haya tratado de “aviones robados a la propia marina de guerra” hay una gran distancia. Por su parte el general Valle, jefe de la insurrección cívico-militar peronista de junio de 1956, como el grado claramente lo indica, no pertenecía a la marina de guerra sino al ejército, y el propio Perón, en sus discursos oficiales, hizo el distingo entre el comportamiento del ejército y el de la marina de guerra en los hechos del 16 de junio de 1955. Era una acción clandestina porque era secreta, pero no porque fuera ajena a la institución de la marina de guerra ni a sus más altos mandos. Con respecto a Rodolfo Walsh lo indignante no es que fuera marxista, ya que buscando mucho tal vez pueda encontrarse inclusive un marxista decente, sino que apologizó a la marina de guerra que había masacrado cobardemente a cientos de civiles indefensos, hombres, mujeres, y niños. Ese escritor inmoral, desvergonzado, apologista de masacres contra el pueblo, es el que hoy, sea por moda, sea por estupidez o por ignorancia, sea por mentalidad de bandos, es tomado como héroe, homenajeándolo continuamente y poniendo su nombre y apellido a escuelas, bibliotecas, y a una estación de subte.

        Ricardo Patricio Natalucci
        DNI 8464942

        Me gusta

      4. fabian dijo:

        Edu, no quiero empezar con “Simón dice:…”, pero el señor Lenin, de Lenin y McCartney decía esto y otras cuantas cositas en “La guerra de guerrillas”, publicada en 1906.
        http://www.razonyrevolucion.org/ryr/index.php?option=com_content&view=article&id=196:si-el-che-lo-hubiera-sabido-una-historia-de-la-guerra-de-guerrillas-rusia-1917-y-china-1949-stella-grenat&catid=64:el-aromo-48-qa-todo-motorq&Itemid=110
        Parece que las grandes masas que nos mostraron siempre corriendo hacia la victoria eran parte del final de la revolución. A principio de siglo, cuando eran cuatro gatos, se arreglaban de otras formas. Todo comenzó con una cacerolit… Ah, no. Esa es otra revolución proletaria, me confundí.

        Me gusta

      5. Eduardo dijo:

        El lugar a que me remitiste, solo posee 3 renglones de palabras de Lenin, de todas maneras tu frase “Otros creían en la teoría foquista, y formaron pequeños grupos revolucionarios siguiendo la idea de Lenin” no se condice con el espíritu de los escritos de la autora sobre el pensamiento leninista de la Guerra de Guerrillas.
        El foquismo de ERP nada tenía que ver con la GG de la que hablaba Lenin, que nunca la desprendía de la sublevación popular o de masas y del partido. Eran un complemento de la sublevación, no un fin en si mismo como lo fue el militarismo de los grupos armados locales. La creación del PRT como partido y su brazo armado el ERP, era formal, no había masas ni sublevación a la que se debieran sus componentes. Jamás Lenin se puso a armar un ejercito guerrillero desprendido de la rebelión, jamás abandonó el contexto de la realidad que lo circundaba a él al partido y a la revolución.
        Echa un vistazo a esto http://www.marxists.org/espanol/lenin/obras/1900s/30-ix-06.htm. Verás que en ningún lado se expresa lo que le atribuis a Lenin como método del foquismo en nuestro país. Un abrazo

        Me gusta

      6. fabian dijo:

        Ya me hiciste calentar Eduardo, termino de leer el libro y te lo presto para que puedas disculparte como corresponde… 🙂
        Lo que pasa es que me daba mucha fiaca ponerme a copiar a mano, y andaba sin tiempo de sobra.
        Un abrazo.

        Me gusta

  13. Eduardo dijo:

    Nota de hace dos años, pero viene al caso
    Operativo Rekonciliación

    Fecha: Jueves 3 de junio de 2010

    Por: Facundo Aguirre

    Cristina y las Fuerzas Armadas del “proyecto nacional”

    Al cumplirse 41 años del Cordobazo, el último 29 de mayo, durante las celebraciones recordatorias del día del Ejército, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner pronunció un discurso sobre las FF.AA.: “Pudimos construir nuestras victorias más importantes cuando la Nación fue por sobre todas las cosas pueblo, dirigida también por quienes tenían el honor de ser su brazo armado. Cada vez que ese brazo armado confundió su rol y se separó de su pueblo, hubo amargas derrotas. Creo que es el aprendizaje que todos debemos hacer en estos 200 años de historia.” La afirmación fue hecha el mismo día que se conmemora el aniversario de una semiinsurrección obrera y popular contra una dictadura militar entreguista. Que en el aniversario del Cordobazo la presidenta elogie a las FF.AA. heredera de los represores del movimiento de insurgencia obrera parido por la gesta del ‘69 es una desmentida sobre el discurso de la historia Bicentenaria del 25 de mayo centrada en el protagonismo popular. Pero además muestra que la preocupación presidencial es la de conciliar a la población con el brazo armado de la burguesía.

    Los Kirchner se distinguieron de los gobiernos anteriores de la democracia burguesa pos dictadura por avanzar en la recomposición de las FF.AA. mediante la negación de la teoría de los dos demonios, la anulación de las leyes de impunidad y la cooptación de los principales organismos de DD.HH. como una base para promover juicios a cuentagotas a unos pocos genocidas emblemáticos, una auténtica política de Estado suscripta en acuerdo con todos los bloques parlamentarios. Para los Kirchner estas son las FFAA del “proyecto nacional”. No casualmente, tras la celebración del Bicentenario, la ministra de Defensa, Nilda Garré, declaró que “hay un clima de reconciliación con las FF.AA.”.

    Tradición, familia y propiedad

    El discurso de Cristina el día del Ejército es parte de la “batalla” cultural del Bicentenario que el gobierno puso en marcha. Se presenta como respuesta a la historia oficial de la Argentina terrateniente, construida por el liberalismo oligárquico mitrista y reivindicada por la derecha argentina que nutrió este 25 de mayo el Teatro Colón. Esta visión sitúa a las FF.AA. en el centro de la tradición nacional junto a los estancieros (dicho sea de paso, los sojeros y los terratenientes fueron los grandes ausentes de las celebraciones del Bicentenario). Un reconocimiento por parte de los propietarios de la tierra de que su dominio sobre el país fue impuesto de la mano de la intervención militar despojando a los pueblos originarios de sus tierras con las campañas del Gral. Julio Argentino Roca entre 1869 y 1878, reprimiendo a los peones rurales de la Patagonia en huelga de la mano del coronel Varela en 1921, con el golpe de Uriburu en 1930 inaugurando la época del fraude patriótico, bombardeando al pueblo en Plaza de Mayo el 16 de junio de 1955, fusilando a los obreros y militares peronistas en los basurales de José León Suárez y en el penal de Las Heras, reprimiendo el Cordobazo para llevar a cabo un plan antinacional como el de Krieger Vasena, perpetrando masacres como la de Trelew, dando el golpe de 1976 contra la creciente insurgencia obrera contra el capital, en defensa de la sociedad occidental y cristiana. No olvidemos que la dictadura de Videla encumbró como ministro de Economía al conspicuo miembro de la Sociedad Rural –y representante de la burguesía nacional– José Alfredo Martínez de Hoz.

    “Patria y pueblo”

    El discurso kirchnerista que identifica la grandeza nacional con la unidad entre pueblo y ejército también es un gran mito. El peronismo siempre buscó la identificación de los trabajadores con las FF.AA porque es parte constitutiva de su discurso de conciliación entre las clases. No sólo porque Perón era un militar –de donde nacería el mito fundacional de un ejército popular- sino por la necesidad de fortalecer al Estado y las instituciones como representantes del bien común de patrones y obreros. De ahí, la idea peronista de que es necesario un ejército nacionalista y popular, que incluso los Montoneros sostuvieron con entusiasmo en tiempos del Operativo Dorrego, donde participaba entre otros el genocida Albano Harguindeguy.

    Pero más allá de algún acto aislado de nacionalismo industrialista como los que encarnaron Savio o Mosconi, las FF.AA. argentinas desde sus orígenes en tiempos de Roca siempre fueron el instrumento de la oligarquía y las elites dominantes, cuando no de los planes imperialistas. Fueron siempre una institución antipopular y antinacional. El Gral. Valle que encabezó un levantamiento militar peronista en 1956, describió con claridad la hostilidad de los militares hacia el pueblo pobre. Antes de ser fusilado escribió: “con fusilarme a mí bastaba. Pero no, han querido ustedes escarmentar al pueblo, (…) y desahogar una vez mas su odio al pueblo”. A partir de la revolución cubana en 1959, las FF.AA. van a abrazar la Doctrina de la Seguridad Nacional que, amén de reforzar su anticomunismo visceral, las va a hacer dependientes y transformar en agentes del imperialismo en la represión a la clase obrera y el pueblo pobre. Al respecto decíamos en La Verdad Obrera “el nacionalismo militar, fue un macaneo del nacionalismo burgués que mientras por un lado utilizaba a las masas como medio de presión en la puja con el imperialismo, por el otro se apoyó en las FF.AA. como institución fuerte del estado. El supuesto “ejército del pueblo” de 1945 (…) fue el mismo que encarceló a Perón en Martín García y provocó la reacción popular del 17 de octubre. Fue el alto mando de la Marina, tolerado por Perón, el que bombardeó Plaza de Mayo en junio de 1955, y fue el “ejército leal” a Perón el que hizo posible su derrocamiento en septiembre del mismo año, por las huestes unidas del nacionalismo católico y el liberalismo militar” (LVO 191, 15/6/2006).

    En este sentido, el discurso de las FF.AA. del “proyecto nacional” kirchnerista está lejos, muy lejos de las conclusiones del legendario militante de la resistencia peronista John William Cooke para quien las FF.AA. “representan el orden, la disciplina, el respeto a los valores establecidos, el freno a toda subversión de las categorías económicas y sociales; y ya se sabe que las clases dominantes identifican sus intereses con valores sublimes, y con el caos y el desorden y la catástrofe a toda amenaza a sus privilegios” y que la comunidad de la Nación “pueblo-ejército” choca con la realidad de quien domina efectivamente en la Nación: “el mantenimiento del orden no es, entonces, la preservación de una mítica armonía de elementos que funcionalmente tienden a cohesionarse en la Nación, sino la coerción que mantiene la unidad garantizando el statu-quo. Las FF.AA. no defienden “el orden” sino éste orden, que es el impuesto por los explotadores”. (John W. Cooke. Peronismo y revolución).

    No es de extrañar. Cooke expresaba una crítica incompleta al nacionalismo burgués. El “proyecto nacional” de los Kirchner, los intereses de la burguesía nacional que se benefició del genocidio y entregó el país al imperialismo.

    Recomposición de las FF.AA.: una crisis abierta

    Las FF.AA. del “proyecto nacional” y la democracia, reconciliadas con el pueblo, contrasta violentamente con la realidad de una institución en crisis producto de haber realizado un genocidio y por la derrota nacional en la guerra de Malvinas. Además, porque más allá de la renovación generacional, los militares conservan en sus filas un fuerte espíritu de cuerpo de reivindicación del genocidio y sus filas están plagadas de cómplices y partícipes de la dictadura. Entre ellos que se destaca el Jefe de la Marina, almirante Jorge Godoy, que ejercía actividades en la Base Naval de Mar del Plata donde funcionaba un campo de detención clandestino. Por otra parte, las FF.AA. que se plantean en el discurso burgués como defensoras del territorio y la soberanía nacional no sólo fueron agentes del imperialismo cuando tuvieron el poder en sus manos, sino que como abanderados de una causa nacional, como la guerra de Malvinas, capitularon vergonzosamente ante el imperialismo británico. Esta situación y la persistente lucha popular y democrática contra la impunidad a los genocidas han inutilizado a las FF.AA. para intervenir en la política interna (no pudiendo ser utilizadas para reprimir los levantamientos del hambre de 1989 o las jornadas revolucionarias del 2001) y ser instrumento de la represión de las rebeliones populares. Esta crisis no está cerrada.

    El kirchnerismo intenta recomponer a las FF.AA. participando en Misiones internacionales cuya finalidad es defender los intereses del imperialismo. Esta senda había sido iniciada por el menemismo durante la comandancia de Martín Balza siendo parte de la coalición militar encabezada por Bush padre durante la operación contra Irak “Tormenta del Desierto” en 1991. Actualmente, integrando los destacamentos de los cascos azules de la ONU en Haití (MINUSTAH), que actúa como fuerza de ocupación junto a los 12.000 marines norteamericanos enviados tras el terremoto para controlar los movimientos de las grandes masas populares.

    Los Kirchner reivindican un Ejército “nacional” vinculado al “pueblo”. Extraño concepto “nacional”, cuando utilizaron la causa AMIA en función de las necesidades del imperialismo norteamericano y el Estado de Israel para demonizar a Irán, sacando provecho en el orden local con la imposición de una ley antiterrorista que pone en tela de juicio las libertades democráticas más elementales. Parece que ese carácter “nacional” los condujo a enviar tropas al sur de Líbano en 2006 para defender la frontera norte del Estado de Israel, cuando tras la segunda guerra de Líbano los soldados sionistas agredieron a Hezbollah y asesinaron cientos de campesinos.

    El objetivo de la reconciliación con las FF.AA. es un plan reaccionario para que la burguesía recupere a la institución que ejerce el monopolio de la violencia fundamental del Estado capitalista.

    Me gusta

  14. Hay muchos cambios en marcha, querido Rey. Ayer, por ejemplo, a las 3 de la madrugada volvía a mi casa y una cuadra antes de llegar un patrullero de la Federal que venía por el carril de enfrente de la avenida dio una súbita vuelta en “u” para frenar junto a mí, detenerme y pedirme documentos, explicándome después -ante mi ira desatada- que tienen orden de identificar personas, a quienes anotan en una planillita improvisada que me mostraron. ¿De qué estamos hablando? ¿Quién ordena a la Federal que salga a cumplir actividades de dictadura, en vez de dirigirse a quienes ellos saben bien dónde ubicar y por qué detener? De hecho les pregunté por qué no hacían nada con el tráfico de cocaína que tengo en la puerta de mi casa, y los pobres canas no sabían cómo dibujarla, porque tenían que poner la cara ante mí sabiendo que no hay explicación posible.
    Queridos y autistas compatriotas: además de la prohibición virtual de entrar y salir del país (sí, no hay ley que lo prohíba, pero no quiero pagar los dólares o los uruguayos 30% más porque no puedo comprarlos acá y afuera lo saben y se aprovechan), además de la censura virtual pero efectiva a cualquiera que no diga claramente “Viva Cristina” o “Muera Cristina” -los dos polos de la misma farsa-, además de las decenas de situaciones aberrantes de fascismo y/o stalinismo que debemos sufrir hasta para comprar en Coto -“Vigilar y castigar” ya debería ser lectura obligatoria en los colegios, en vez de tanta mierda de escritorcitos amigos de alguien, recomendados (obligados) por los funcionarios de Educación-, además de tantas cosas más, ahora pasamos a la acción directa: ¡lancen a la policía a las calles para que nadie salga ya de su casita, todos adentro a ver las Cadenas nacionales, y calladitos!
    Yo ya pasé por esto, Rey. Vos también debés acordarte. Pero ante la mudez y la ceguera generalizadas entre la gente de la calle, parece que “aquello” nunca pasó excepto en los discursos kirchneristas.
    Bueno, perdoná que corte de golpe mi comentario pero empieza Tinelli, antes parece que hay una Cadena, y creo que los que están llamando a mi puerta son policías de la Federal que vienen a controlar que no me pierda nada de esas maravillas para todos y todas.
    Un abrazo,
    Néstor

    Me gusta

    1. pido inmunidad para los poetas pero no hay caso no hay piedad para hamlet, les hubieras mostrado la portada de tu libro a los ratis, ese que se llama VAYANSE TODOS A LA MIERDA. abzos

      Me gusta

      1. No se observa que el escritor Nestor Barron esté pidiendo impunidad, sino que está alertando a la sociedad de algo que según refiere le ha sucedido como ciudadano.

        Un periodista no debería tomar a broma como hace aquí Reynaldo Sietecase, un asunto serio como el planteado por Nestor Barron.

        Al mismo tiempo un periodista debería tratar de nivelar hacia arriba y no hacia abajo, incluyendo muy especialmente el uso del idioma. La expresión “ratis” que utiliza aquí Reynaldo Sietecase proviene del mundo del delito. Su uso puede ser entendible en un escritor de realismo social que esté situando un diálogo en ese ambiente, pero no en un periodista que la incorpora como propia.

        Asimismo tal vez no sea ético el proceder de Reynaldo Sietecase al mencionar aquí el título de un libro de Nestor Barron truncando ese título y cambiando con eso el sentido del mismo.

        Ricardo Patricio Natalucci
        DNI 8464942

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s